Urribarri: "El inicio de clases es uno de esos momentos en donde debe primar la responsabilidad ciudadana de los docentes"

"Hay responsabilidades ciudadanas que, por su significado, por su mensaje a la sociedad, a la niñez y a la juventud, trascienden el marco de lo laboral.
Con humildad digo que el inicio de clases es uno de esos momentos en donde debe primar la responsabilidad ciudadana de los ciudadanos docentes", dijo esta tarde el gobernador Sergio Urribarri en un comunicado de prensa.

"Mi gobierno ha demostrado más de una vez una voluntad política real de mejorar lo salarial. Y lo hemos hecho cuando pudimos en el 2008. Ahora, lamentablemente, no podemos hacerlo más allá de lo ofrecido.Mi gobierno cree que los salarios docentes en Entre Ríos, no son los que quisiéramos que sean, pero están lejos de ser indignos", expresó el mandatario.

"Pero además, tenemos la obligación de mirar a nuestro alrededor. No se puede ignorar el contexto. Es la realidad. La economía se frenó en la Argentina y el mundo no puede salir siquiera todavía de los escombros en que lo dejó una crisis arrasadora que ya nos está impactando significativamente", añadió el mandatario.

"Miremos a nuestro alrededor también en otros sentidos. Más de la mitad de nuestros alumnos de la secundaria rindieron exámenes en marzo. Una calamidad. Y los desempeños en toda la escuela son alarmantemente bajos", agregó el mandatario.

Sostuvo además: "Está en la naturaleza humana el buscar la motivación para seguir adelante. En esta oportunidad, para los docentes no será lo salarial. Pero sí podría ser el buscar nuevos desafíos: la reorganización del sistema, la capacitación permanente, la incorporación de las nuevas tecnologías, etc. Un mundo de cosas positivas y muy motivantes".

"Los gremios deberían buscar nuevas alternativas para ser proactivos, actitud que comprometería aún más al gobierno. ¿O es que lo único que son capaces de organizar son paros? los paros y medidas de fuerza, definitivamente, no son el camino. Perjudican a los alumnos. Dañan la economía familiar de los docentes. Dañar su espíritu. Y los necesitamos enteros al frente de nuestras aulas”, puntualizó.

Comentá la nota