Urribarri dijo que la lista del PJ surgirá del consenso.

El congreso partidario se reunirá en dos semanas y facultaría a las autoridades a conformar la nómina.
El gobernador, Sergio Urribarri, aseguró ayer que el congreso del justicialismo se reunirá dentro de las próximas dos semanas, con la intención de avanzar en la conformación de la lista de candidatos para las elecciones legislativas del 28 de junio.

El mandatario reveló que durante los últimos días se dedicó a dialogar con los dirigentes justicialistas que en marzo de 2007 enfrentaron su lista, con el objetivo de contribuir a la unidad del peronismo; al igual que lo con otros dirigentes que aquella oportunidad no participaron del proceso electoral, aunque sin dar mayores precisiones.

"El peronismo está unido como pocas veces ocurrió. Puedo asegurar que vamos a confluir en una sola lista el 28 de junio", dijo el mandatario ayer en Concordia, cuando anunció que el congreso se hará a la brevedad.

"El peronismo está unido como pocas veces ocurrió. La situación que atravesamos en marzo de 2007 con el justicialismo de la provincia dividido no se va a dar. Junto a otros dirigentes nos abocamos a la tarea de unir al peronismo y yo he hablado con todos los referentes, con los que estuvieron compitiendo conmigo y con otros que no participaron, y puedo asegurar que vamos a confluir en una sola lista para el 28 de junio", dijo Urribarri.

También señaló que hay "una lista muy larga de dirigentes en la provincia que pueden ser candidatos" y remarcó que los candidatos "surgirán a través del diálogo y del consenso. Queremos que las elecciones sean cuanto antes", agregó.

El congreso. Aunque todavía no está determinada la fecha del congreso, se sabe que se reunirá a la brevedad, y se considera probable que habilite a las autoridades partidaria para avanzar en la conformación de las listas de candidatos, dado el poco tiempo que resta para las elecciones y la amplia confluencia de sectores que se espera que se de en apoyo de esa nómina.

Algo de eso anticipó la semana pasada el titular del partido, el diputado provincial José Cáceres, cuando evaluó públicamente los costos que tendría una interna "innecesaria", tanto en términos económicos como en lo relativo en la imagen hacia el resto de la sociedad.

En cuanto a lo económico, el costo del operativo electoral se ubica en el millón de pesos, aunque claro que eso no sería lo más importante. Por lo contrario, el mayor problema lo representaría la escasa afluencia de votantes a una interna con final cantado.

Está claro que si el bustismo, Urribarri, los intendentes y el kirchnerismo apoyan una lista de candidatos no quedaría casi nadie enfrente. En todo caso, las voces disonantes podrán alinearse con los sectores peronistas no oficialistas que lideran Augusto Alasino por un lado y Héctor Maya por el otro.

Además, de no haber internas, la lista se oficializaría recién a mediados de mayo, lo que le permitiría al oficialismo un mayor margen de maniobra, sobre todo si se considera que el ex gobernador Jorge Busti ha rechazado hasta ahora la posibilidad de ocupar el primer lugar de la lista.

De Ángeli desafió a Busti en una interna

El titular de la filial entrerriana de la Federación Agraria Agraria (FAA) Alfredo de Ángeli, afirmó ayer que le "encantaría" desafiar al ex gobernador Jorge Busti en una interna abierta. Pese a ello, reiteró que aún no resolvió si aceptará ser candidato a diputado en junio.

De Ángeli manifestó que es afiliado al Partido Justicialista de Entre Ríos desde los 90, y lanzó el desafío a Busti, aunque dijo que espera la opinión de la Federación Agraria para resolver su ingreso a la política partidaria.

Igualmente dijo que es "el menos convencido" de postularse. "Hasta que la Federación Agraria me demuestre que voy a ser más útil en el Congreso que acá, recién ahí lo voy a pensar", indicó a Radio Máxima.

Poco después Busti le respondió que le causan "sorpresa, por no decir malestar" las declaraciones de De Ángeli. "Esto de los desafíos personales; como si fuera una pelea de simples matones o de compadritos del siglo pasado, no son los desafíos que el pueblo argentino espera de sus dirigentes", expresó el presidente de la Cámara de Diputados.

En ese sentido aseveró: "Lo que nos debe preocupar es cómo enfrentamos la crisis financiera internacional, cómo defendemos los puestos de trabajo, cómo mejoramos la rentabilidad para los pequeños y medianos productores, cómo mantenemos la paz social. Esos son los verdaderos desafíos que el hombre común quiere escuchar que debatamos, para que le brindemos las respuestas necesarias".

Busti señaló también que "lo dicho por De Ángeli, son chicanas que no ayudan ni solucionan los temas urgentes de la gente. Hoy sus dirigentes deben hacer su aporte con racionalidad, respetando la pluralidad de ideas y solucionando los problemas".

"En nada contribuyen, añadió, las frases grandilocuentes que nos llevan al enfrentamiento, ya que tienen en sí misma una carga de violencia que el pueblo no admite ni convalida. Si no estamos a la altura de las circunstancias es preferible el silencio", concluyó.

Con radicales, en un frente

La aparición del dirigente de la Federación Agraria Argentina Alfredo de Ángeli junto a numerosos dirigentes radicales, el sábado en Hasenkamp, reavivó los rumores sobre la existencia de un sector del centenario partido que apuesta a la conformación de un frente multipartidario que finalmente sirva de plataforma electoral para el ruralista.

La posibilidad se basa en que los dirigentes que estaban en el acto con De Ángeli no tienen postura en la interna partidaria, prevista para el 19 de abril.

Entre otros, compartieron la actividad con el ruralista el diputado nacional Sergio Varisco; los diputados provinciales José María Misser y Mirta Alderete, y el ex presidente de la UCR Raymundo Kisser.

En tanto, trascendió ayer que entre los principales dirigentes del radicalismo que están postulados para la candidatura a diputado nacional toma fuerza la idea de que quien resulte segundo en esos comicios ocupe el tercer lugar de la lista para tratar de evitar la dispersión de los votantes.

El segundo lugar, que sería ocupado por una mujer, le correspondería al socialismo.

En caso de concretarse este acuerdo, el eventual representante de la dirigencia rural quedaría fuera de los puestos con expectativas de acceder a una banca en el Congreso nacional.

Por Entre Ríos se renuevan cinco bancas y quien gane la elección accedería a tres.

Comentá la nota