Uribe mostró preocupación por la "carrera armamentística" de la región

El presidente colombiano, Alvaro Uribe, agradeció a Estados Unidos su ayuda en la lucha antidrogas, mientras fustigó el armamentismo de otros países, en medio de una polémica por el uso de bases colombianas por tropas norteamericanas, en su discurso ante la ONU.

"Reconocemos el esfuerzo de Estados Unidos en trabajar con nosotros para desmantelar el narcoterrorismo", dijo Uribe, al dirigirse a la Asamblea General de la ONU.

Al hacer una defensa de los logros de su país en materia de seguridad interna, Uribe pidió mayor cooperación internacional en su esfuerzo. "El multilateralismo tiene que mostrar su eficacia para derrotar al crimen internacional", dijo.

"Nuestro objetivo es recuperar la seguridad doméstica, nunca participar en una carrera armamentística dentro del juego sangriento de la guerra internacional. Nuestra tradición es de respeto de la comunidad internacional", dijo Uribe.

El mandatario se mostró preocupado por la posibilidad de que "una carrera armamentística esté siendo acelerada bajo el argumento de algunos de la necesidad de renovar los equipos militares mientras otros confiesan su disposición a la guerra".

El acuerdo anunciado entre Estados Unidos y Colombia para que tropas estadounidenses usen siete bases en territorio colombiano, que todavía debe ser firmado, ha levantado críticas en diferentes países de la región.

Uno de los países que con más vehemencia ha resistido el acuerdo es Venezuela, cuyo presidente Hugo Chávez, anunció recientemente la compra de armamento ruso, lo que a su juicio fue forzado por el acuerdo entre Bogotá y Washington.

"Nosotros no queríamos comprar armas, pero ¿qué ibamos a hacer si los yanquis están montando siete bases militares ahí? Nos estamos equipando para la defensa", aseguró el mandatario la semana pasada.

En una cumbre hace una semana de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur) en Ecuador, convocada para tratar el acuerdo, funcionarios colombianos reclamaron que mida por el mismo rasero todas las operaciones militares de la región, en velada referencia a la compra de armas rusas por parte de Venezuela.

"Los organismos multilaterales, liderados por la ONU, deben asegurarse de que los gobiernos cumplan con su deber de proteger a sus ciudadanos y también su obligación de evitar una agresión contra la comunidad internacional", dijo Uribe ante la ONU.

Comentá la nota