La UNSL reconocerá al Dr. René Favaloro con el título Doctor Honoris Causa

En el año 2006 el Consejo Superior avaló el nombramiento del Dr. René Favaloro como Doctor Honoris Causa Post Mortem de la Universidad Nacional de San Luis.
Es por eso que el 20 de noviembre se hará entrega de este título al célebre cirujano Dr. René Favaloro, distinción que recibirán sus sobrinos, los doctores Liliana y Roberto Favaloro. El acto se llevará a cabo a las 11 horas en el Auditorio Mauricio A. López, de la UNSL.

Asimismo, durante la tarde el Dr. Roberto Favaloro disertará acerca de la "Misión, Vida y Obra del Dr. René Favaloro", mientras que la Dra. Liliana favaloro lo hará sobre "Prevención Cardiovascular".

René Favaloro

Nació en la ciudad de La Plata el 14 de julio de 1923. Provenía de una familia humilde, su padre fue carpintero ebanista y su madre modista. En 1941, al finalizar sus estudios en el Colegio Nacional de la Universidad de La Plata, ingresó a la carrera de Medicina de esa Casa de Estudios. Se graduó en 1948, y entre 1950 y 1962 ejerció su profesión como médico rural en el pueblo pampeano de Jacinto Aráuz. Luego viajó a Cleveland, Ohio, donde se especializó en cirugía torácica; durante los 10 años que permaneció en Estados Unidos desarrolló el trabajo fundamental de su carrera médica: la cirugía directa de revascularización médica, conocida como by-pass.

De regreso al país, Favaloro realizó una importante tarea científica y docente, entre otras instituciones en las universidades de Buenos Aires, Córdoba, del Salvador y la Fundación Güemes. También desarrolló actividades académicas en universidades de Europa y Estados Unidos.

En 1975 creó la Fundación Favaloro y en 1993 el instituto universitario que también lleva su nombre. Como cirujano realizó miles de operaciones. Además de escribir gran cantidad de artículos científicos, publicó varios libros, como: Recuerdos de un Médico Rural y una biografía sobre San Martín.

El Dr. René Favaloro se suicidó el 29 de julio del año 2000 a los 77 años de edad. Según sus amigos y familiares cercanos, muy angustiado por las deudas económicas de la Fundación que presidía.

La comunidad médica y la población vivieron con gran conmoción la desaparición de uno de los científicos argentinos más destacados.

Comentá la nota