Unos 265 mil salteños pagarán el aumento en la electricidad

Estiman que la suba, que se facturará desde este mes, será de $3,80. Justifican el incremento por la inflación.
La inflación del 2009 dará coletazos a poco del inicio del 2010: en las boletas de consumo eléctrico habrá un incremento superior al 12 por ciento. A partir del 10 de enero del año entrante serán unos 265 mil los salteños que deberán abonar el incremento dispuesto por el Ente Regulador de los Servicios Públicos (Enresp).

Luego de dos meses de análisis, este organismo provincial autorizó un ajuste tarifario solicitado por la empresa distribuidora de energía eléctrica Edesa.

Ante reclamos o dudas las personas pueden comunicarse al 0800-4447400 o ingresar a www.entereguladordesalta.com

El presidente del Enresp, Armando Isasmendi, explicó a El Tribuno que el aumento del 12,65 por ciento se aplicará a más de la mitad de los consumidores de la provincia.

Desde Edesa confirmaron que este porcentaje apuntará principalmente a 141 mil usuarios de la categoría TR1 (tarifa residencial 1).

"Para los grandes consumidores el monto de ajuste se fijó en 12,9 por ciento", detalló Isasmendi.

El aumento se cobrará desde enero de 2010 porque se comienza a facturar en el período 12, que es diciembre.

Los motivos

Al ser consultado sobre la audiencia pública que se fijó en el contrato de concesión como requisito previo para la autorización de cualquier ajuste tarifario, Isasmendi sostuvo que tal procedimiento se concreta sólo en los readecuaciones quinquenales.

"Ahí se analizan en profundidad las fórmulas de facturación para el consumo eléctrico", definió el funcionario provincial.

Una resolución permite que los ajustes sean anuales. La adecuación tarifaria se realiza cada 5 años.

Ante los disparos inflacionarios de los últimos años, a través de la resolución 160/06 del Enresp, se habilitó un sistema de revisión anual de costos de la prestación del servicio.

Para acceder a esta vía, Edesa debe demostrar que los gastos para sostener el servicio tuvieron una suba mínima del 5 por ciento.

"Dos meses atrás la firma presentó cientos de documentos y papeles. Un equipo técnico determinó que el aumento fue del 12 por ciento. El último ajuste de este tipo fue hace 14 meses", agregó titular del Ente.

"La prestadora fundó su pedido en la variación por mayores costos detectados en el valor agregado de la distribución (VAD)". Bajo ese concepto se incluyen gastos de explotación (operación y mantenimiento, comerciales y administrativos), impuestos, inversiones en reposición y expansión de redes.

Sólo la energía

Por su parte, Adriana Cigno, gerente de relaciones institucionales de Edesa, manifestó que "la readecuación se pidió para que que el nivel de la empresa no caiga y para que se mantenga la calidad en el servicio al momento de brindarlo al usuario. Esto es por la inflación que se afrontó en 2009 y sólo por el concepto de electricidad. No afecta la TGI (tasa general de inmuebles, impuesto que recauda la Municipalidad a través de la factura de luz) ni el agua".

Cigno directamente prefirió hablar de "cifras relativas".

Un cliente residencial va a notar un aumento de $3,80. Por ejemplo, aquella persona que hasta noviembre pagaba $24,92, pagará $28,70 en enero próximo.

Para el 2011

"El último ajuste tarifario que se realizó con audiencia pública en Salta fue en enero 2006", precisó Cigno. Si la lógica se mantiene, el Ente Regulador llevará adelante este mecanismo recién en 2010.

No lo sentirán las familias con subsidios

El titular del Entre Regulador de los Servicios Públicos (EnReSP), Eduardo Isasmendi, remarcó ayer que el ajuste no impactará en la gente de bajos de recursos.

Recordó que los desocupados y aquellos que tienen sus necesidades básicas insatisfechas, pueden tramitar, en las oficinas del organismo que comanda, un subsidio para las tarifas de los servicios de luz y agua.

Actualmente, hay 16 mil familias salteñas que gozan de este beneficio, lo que representa aproximadamente el 6 por ciento del total de los usuarios.

Modelo en el país

El funcionario provincial destacó en la oportunidad que la Provincia lleva adelante un sistema de tramitación de subsidios que es "modelo de gestión en todo el país".

Isasmendi aseguró que "nosotros no hacemos el relevamiento por zonas, sino que se estudia el caso particular de cada familia que pide el beneficio".

Para Isasmendi, "esta es la mejor forma se evitar excluir a algunos que si necesitan o incluir a aquellos que no les hace falta la asistencia", agregó.

Conforme con los resultados, las autoridades de la Secretaria de Energía de la Nación analizarán a futuro las formas de la implementación de subsidios en la provincia. Isasmendi subrayo que Salta aplica normas ISO para estos procedimientos.

Comentá la nota