Univía fumiga con glifosato alcantarillas de la ruta 5

Empleados de la concesionaria vial utilizan herbicidas tóxicos sin ninguna protección al aplicarlos. Cerca de las casas de la zona rural, de los animales y la gente. En contacto con agua, aire y suelo, a los que contaminan.
Un nuevo atropello al medio ambiente en clara violación al artículo 41 de la Constitución Nacional y otras normas tiene lugar en el Partido de Mercedes. Esta vez en la ruta nacional número 5, donde empleados de la concesionaria de los peajes, Univía, rocían con glifosato, fumigando sin ninguna protección para ellos mismos siquiera, las cunetas y alcantarillas en las márgenes del trazado.

En el video adjunto a esta nota se los puede ver terminando la tarea y cargando los equipos en el camión de la mencionada empresa, a la altura del kilómetro 100 de la ruta 5.

Consultados sobre qué estaban arrojando, los empleados fueron tajantes: "Matayuyo", sinónimo del glifosato usado para que perviva lo transgénico a costa de la muerte de todo lo demás a su alrededor. Los tóxicos efluvios se esparcen en los costados de a ruta nacional con frecuencia en cada bocacalle, en los pasos de agua, los puentes, rotonda y otros sectores. Cerca de las casas de la zona rural, de los animales y la gente. En contacto con agua, aire y suelo al que contaminan.

La práctica de arrojar glifosato para que el lugar quede "sin yuyos" (ni nada que tenga vida) no es exclusiva de la concesionaria del corredor vial de ruta 5 y su par de ruta 7, ambas que parten de Luján y se internan en La Pampa y otras provincias como Santa Fe, Córdoba y San Luis. Ya se ha denunciado el accionar similar de la concesionaria del ferrocarril Sarmiento, Trenes de Buenos Aires, a la que incluso se instó a través de la Defensoría del Pueblo que deje de desmalezar con herbicidas tóxicos.

El uso de herbicidas como el glifosato o cualquier "matayuyo" causa graves e innecesarios problemas de salud en personas y animales, contamina suelo, aire, agua y alimentos, y destruye cultivos básicos, animales de cría y peces base de la sobrevivencia de comunidades campesinas e indígenas, y atenta contra la biodiversidad.

En cuanto a la empresa Univía, se burla además de la gente conminándolo a que ante emergencias, llame al "* 577, servicio brindado por la empresa Unifón", que no funciona.

Univía tiene estaciones de peaje en los kilómetros 86, 244 y 429 de la Ruta 5; así como en el 87, 272, 592 y 899 de la ruta 7. La firma es parte de un grupo económico Haoldec S.A., holding empresarial que integran Homaq y Nuevas Rutas, empresas que fueron anteriores beneficiarias de concesiones viales y de la construcción de la autopista Luján Mercedes, que a más de 20 años de iniciarse es una obra inconclusa.

http://www.noticiasmercedinas.com/090915univia.htm

Comentá la nota