"Si la Universidad recibe dinero de la minería, ¿por qué no lo acepta también del narcotráfico?"

El reconocido cineasta criticó que las universidades públicas reciban fondos de Minera Alumbrera a la que acusó de realizar "actividades delictivas". "Pongamos un casino en cada universidad", ironizó el referente de Proyecto Sur que presentó en Tucumán su último trabajo "Tierra Sublevada".
"El panorama político cultural se ha degradado tanto que parecería normal que una casa de altos estudios acepte dinero de actividades perjudiciales para la comunidad", disparó. Solanas se reunirá hoy, a las 10.30, en la sede de la Asociación de Prensa de Tucumán, con integrantes de organizaciones ambientalistas y de pueblos originarios.

Un Pino Solanas auténtico. Directo, ácido. Con algunas sonrisas contagiosas que rompen ese gesto adusto que mantiene en forma permanente. Con su característico discurso que no admite casettes ni doble sentidos. Piensa y acusa sin contemplaciones. En su paso por Tucumán, el reconocido político y cineasta respaldó la lucha de las organizaciones sociales en contra de la megaminería y repudió la sociedad existente entre la Universidad Nacional de Tucumán (UNT) y Minera Alumbrera. Justamente, la problemática tanto ambiental como económica que se vive en el país a partir del saqueo de las multinacionales mineras, constituye la esencia su último documental "Tierra Sublevada" que hoy será presentado oficialmente en un cine de la provincia.

En el marco de una conferencia de prensa brindada ayer en un hotel céntrico de la capital, el diputado nacional electo por Proyecto Sur, no se guardó nada a la hora de masacrar a la UNT por asociarse y recibir fondos de Minera Alumbrera -a través de la UTE Yacimientos Mineros Aguas de Dionisio-. "El panorama político cultural se ha dragado tanto que parecería normal que una casa de altos estudios acepte dinero de actividades non sanctas que son perjudiciales para la comunidad. Algunos argumentan que estamos tan mal que no podemos rechazar este dinero de las mineras. Yo pregunto por qué no aceptar dinero entonces de otras actividades delictivas como el narcotráfico", disparó ante el cronista de primerafuente.

El referente de Proyecto Sur calificó como una "inmoralidad" que universidades públicas de todo el país reciban fondos provenientes de Minera Alumbrera. "Estos deben ser ámbitos de formación de ciudadanos y de miradas críticas que ayuden a cambiar la sociedad. De lo contrario, pongamos un casino en cada universidad", ironizó.

Fernando Solanas metaforizó el daño que se atribuye a las explotaciones mineras en el país "como un monstruo enorme al que dejamos entrar en nuestras casas y rompe todo lo que hay en ella". "Es que el poder político, económico y de corrupción que se hace (las empresas mineras) en las comunidades es muy fuerte que las terminan dividiendo a partir del apoyo que inicialmente reciben dada la necesidad de esa población". "Con el correr del tiempo no aparecen las riquezas ni el trabajo prometido. Cuando comienza la explotación el plantel de empleados es una cuarta parte de lo inicial; sólo de unas 300 personas aproximadamente y un gran número de ellos no son del lugar. Así, las comunidades se dan cuenta que son estafadas, sobre todo por el daño ambiental que reciben. Aparecen enfermedades raras que no son comunes en la zona como diabetes, hepatitis cánceres, abortos no deseados", relató el director de cine nacido en Olivos, Buenos Aires, en 1936.

En su flamante documental, que ayer fue presentado en la facultad de Derecho de la UNT (posteriormente hubo una charla debate de la que participó junto al fiscal general federal de Tucumán Gustavo Gómez y la investigadora Norma Giarracca), Solanas relató que se explicará la forma en la que las megaexplotaciones mineras dañan al medio ambiente. "Hacen volar los cerros y usan toneladas de cianuro para extraer los metales Esas nubes de polvo descienden a los valles y se precipitan sobre nogales, ríos, campos agrícolas y sobre las poblaciones. Es brutal. Y, peor aún, se llevan el agua de provincias carecen de ella. Sacan gratuitamente aguas fósiles y puras para lavar la roca. Encima gratis", denunció en diálogo con primerafuente.

Sin embargo, Solanas aclaró que su postura no contempla un rechazo absoluto a la minería, "sería como estar en contra de la agricultura", aclaró. "Estamos contra la megaminería de alta contaminación y contra la depredación que usa 80 millones de litros de agua potable diarios. Es una aberración", manifestó.

Por último, adelantó a primerafuente que una vez que asuma en la Cámara de Diputados elevará proyectos de ley tendientes a modificar el Código Minero, la Ley de Inversiones Mineras y que impulsará una norma que prohíba en todo el país la minería a cielo abierto con uso de cianuro, hoy vigente en siete provincias.

Comentá la nota