Unión PRO gastó $ 255.000 en la campaña

Unión PRO-Federal, que el 28 de junio postuló a Fernando Juri y a Delia Pinchetti al Senado y a Diputados, respectivamente, sólo destinó fondos para publicitar sus candidatos, pero no dispuso ni un sólo peso para financiar los gastos operativos que demandó la elección legislativa del 28 de junio.
La distribución de $ 255.000 quedó registrada en el informe final de ingresos y egresos presentado a la Justicia Electoral Nacional. Según ese detalle, la alianza no tuvo gastos en movilidad de votantes, alquiler de locales, pago a fiscales, desplazamientos proselitistas, organización de actos o telefonía. El único pago reconocido fue a la empresa Swiss Treading SA, que se encargó de la impresión de los votos y de la publicidad televisiva, gráfica y radiofónica. Casi $ 77.800 llegaron al PRO desde la Nación, mientras que $ 177.000 surgieron de contribuciones y donaciones privadas de personas físicas.

El Partido Federal y FR todavía no rindieron cuentas.

Comentá la nota