Unión Pro está al rojo vivo

Ya no es un secreto para nadie: en la provincia de Buenos Aires el peronismo disidente, representado por Unión Pro esta al rojo vivo: por ejemplo, en la ciudad de La Plata, quedaría desintegrado en tres bloques en el Concejo Deliberante, que deberán actuar como interbloques.
Lo mismo sucede en otros distritos y secciones de la Provincia; problemas que parecen insalvables por culpa de los personalismos y defensa de los espacios locales conseguidos por muchos "buenos" muchachos, que si no hubieran estado acompañando a la boleta 503 –Unión Pro-, no hubieran entrado "ni a place, ni figurado en el marcador" como dicen en la jerga burrera; y pareciera que los equipos técnicos políticos del "Colorado" no saben o no pueden resolver por inexperiencia estos cortocircuitos.

Porque a veces en los papeles está todo bien, pero a la hora de llevar a la práctica lo acordado se dan cuenta de que provienen de distintas corrientes de este gran movimiento que pendula –como dijera el General Perón- y cada uno en la victoria entra a mostrar las uñas (¿o garras?).

De la bandera de unidad que "aquel trío tan mentao" -como dice la letra del tango- De Narváez, Macri y Felipe Solá, a medida que se avanza hacia el 10 de diciembre parece que sólo quedan gironés ó retazos. Sí, de esa misma bandera que levantaran hasta el 28/06. Pero ¿por qué? ¿qué pasó?

Ya sé que el día 10/08 en el Club Atenas estaban todos juntos festejando, reafirmando que lo conseguido por el espacio Unión-Pro no iba a ser desperdiciado, que ese espacio era peronismo mas aliados (Pro, Recrear, etc. etc.) y estaban Francisco más Felipe más Macri (Jorge), más el "Momo" Venegas, actual "jefe de las 62", la diputada electa "la Piba" Rucci, Alfredo y Gonzalo Atanasof (también electos diputados uno nacional el otro provincial) el electo senador provincial por la quinta sección electoral, el "Tati" Mequievi, y muchos más electos y no electos. Allí se pre-lanzaron las candidaturas presidenciales de Felipe Solá y la de Mauricio Macri (ausente), y pasó…

Que eso no fue del agrado de muchos popes del peronismo disidente de la Provincia y de todo el país, porque así lo hicieron saber, primero entre ellos, luego a través de sus más confiables allegados, que rápidamente informaron a los cuadros militantes que están a la espera de la recuperación del Partido Justicialista, trabajando arduamente, concensuando y reuniendo a los congresales nacionales del PJ para así todos juntos, sin el kirchnerismo, poner al frente del peronismo una figura que contemple las aspiraciones de casi todos y, además, consensuar un único candidato justicialista que deje también conforme a todos los peronistas y sus posibles aliados.

Pero volvamos al ¿por qué? ¿Qué pasó? Esto se preguntaran los más, aquellos que no tienen la obligación de estar informados día a día de lo que pasa en aquella alianza en la cual El o Ella depositaron no sólo su voto, además su confianza y su esperanza para que algo empiece a cambiar, primero en la provincia de Buenos Aires y luego en todo el país…

Pero, como decía Jorge Luis Borges, "los peronistas no son ni buenos ni malos, son incorregibles…". Y no se equivocaba, porque los socios que se buscan no se quedan atrás; ahora muchos de los muchachos Pro quieren hacer la pata ancha en sus terruños de Provincia y aunque en su bastión principal perdieron 14 puntos respecto a la elección anterior, o sea que la señora Gabriela Michetti -una de esas mentes lúcidas que la política argentina sabe dar en los tiempos del desconcierto, según la prestigiosa periodista, ex vicealcaldesa de Barcelona, España, la socialista catalana Pilar Rahola-, sacó sólo el 30 y piquito por ciento de los votos, contra los más del 45 que obtuviera Mauricio Macri en el 2007.

Y para colmo de males para los muchachos Pro, esos votos los ganó Pino Solanas, un declarado peronista, nunca afiliado al Partido Justicialista, muy utópico y un soñador para los tiempos en que nos toca vivir. Como sabia respuesta de los muchachos Pro, obtenemos: "Y… El electorado de la Capital Federal es así, ¿viste?".

Volvamos nuevamente al ¿por qué? ¿Qué paso?... Y, pasó que a la semana siguiente, Felipe Solá, en la ciudad de Lujan (donde vota Francisco de Narváez, porque tiene su residencia legal en ese distrito), se lanzó a la candidatura presidencial con palabras como las que transcribo: "Si el PJ nos obliga a tener otro partido, lo haremos", remarcó. "Pero no vamos a aflojar. Vamos a buscar la unidad nacional". No obstante, admitió que en Unión-Pro "es posible que haya más de un candidato presidencial", en referencia a Mauricio Macri, y deslizó que esa situación podría derivar en un "distanciamiento" de sus líderes.

Muchos de los "felipistas" que lo acompañan y fueron electos como diputados nacionales ya piensan en tener bloque propio en la Honorable Cámara de Diputados de la Nación el 10 de diciembre, y de ahí para abajo pasa lo mismo (ambas cámaras provincial y concejales). Algunos "denarvaístas" dicen que del lanzamiento ya se sabia, pero que las palabras del discurso de Felipe Solá fueron en respuesta al "puedo ser candidato a presidente pese a haber nacido en Colombia…pero mi prioridad es ser gobernador", respuesta de Francisco de Narváez al periodista Hernán Cappiello en un reportaje para el diario La Nación.

También hay muchos que piensan que Solá "representa" los intereses de Eduardo Duhalde dentro del espacio Unión Pro, pero nada mas alejado de la realidad; en verdad, en el bunker de la calle Hipólito Irigoyen del MPA (Movimiento Productivo Argentino) están bastante "cabreros" con la actitud de Felipe, también con el "colorado" De Narváez por sus "coqueteos" con la gente del vicepresidente Julio Cesar Cobos, que justamente en la provincia de Buenos Aires no pueden siquiera "hacer pie".

Mientras desde el MPA se está buscando el consenso con todos los popes justicialistas, para que en unidad y en no más de 60 días se llame a los congresales del Partido Justicialista a nivel nacional para intervenir aquellas provincias en las que "el PJ de Néstor Carlos Kirchner" y sus candidatos testimoniales salieron perdedores, para luego en acuerdo normalizar el PJ a nivel nacional, colocar a un hombre fuerte al frente de un único Justicialismo de cara a las elecciones generales del 2011... Estos muchachos incorregibles hacen de las suyas, de Felipe Solá y de De Narváez ya hablamos y vislumbramos una diáspora en Unión Pro.

Pero, además, esta lo de Carlos Reutemann, lo de su exabrupto verbal, que según el diputado nacional por Sante Fe representante del kirchnerismo y jefe del bloque oficialista en Diputados, Agustín Rossi, "quedará en los anales", y el "Lole", que parece no aguantar las presiones, ni las traiciones como las de la senadora nacional Roxana Latorre, que puso furioso a su mentor luego de acompañar el dictamen del tratamiento de la prórroga a las facultades delegadas en el Senado de la Nación, y aunque ella dice que Carlos Reutemann no está "enojado" con ella y sostuvo que el ex gobernador sigue siendo su "jefe político" a pesar de la ruptura del bloque que integran y declaró: "No está enojado conmigo, está consternado por la repercusión que ha tenido esta noticia, motorizada por un sector de la Sociedad Rural de la ciudad de Santa Fe…".

Pero traidores hay en todos los sectores, sino que lo diga la gente del campo y el gobernador de Santa Fe, porque la hasta hoy secretaria de Integración Regional del Ministerio de la Producción de esa provincia, María del Carmen Alarcón, confirmó que dejará ese cargo en el gobierno de Hermes Binner y pasará a ser funcionaria del kirchnerismo, donde encabezará la flamante Secretaría de Integración Nacional; Alarcón se inició en la política de la mano de Carlos Reutemann, de quien fue la secretaria de Protocolo cuando el "Lole" era gobernador. Su figura adquirió mayor relevancia cuando se fue de la Comisión de Agricultura enfrentada con el jefe de la bancada oficialista de Diputados, el también santafesino Agustín Rossi. En ese momento funda su propio espacio político, al que denominó Pampa Sur.

Carlos Reutemann era la figura más fuerte que un Justicialismo unido podía presentar en el 2011, eso decía la senadora nacional Hilda "Chiche" Duhalde y una gran mayoría del peronismo disidente, incluyendo a Busti, Schiaretti, un poco mas remisos el salteño Romero y Ramón Puerta, Mario Das Neves y los Rodríguez Saá, pero aceptando que lo primero es la unificación del PJ, y aunque aun están del lado oficialista Daniel Scioli y Jorge Capitanich, ya declaran que, ante todo, ellos son justicialistas, todos sabemos lo que eso quiere decir.

Aunque Reutemann lo postulaba a Eduardo Duhalde, también manifestaba estar pensando lo de su candidatura a Presidente 2011. ¿Qué pasara ahora? Creo que todo seguirá como estaba planeado, primero reunir al Congreso Nacional Justicialista, luego intervenir los distritos llevados a la derrota por el kirchnerismo, llamado a elecciones internas cerradas para elegir autoridades provinciales y nuevos congresales nacionales a más tardar en el mes de marzo e ir por la jefatura del PJ nacional. ¿Si habrá expulsiones en el PJ normalizado? Yo creo que sí, ha habido traiciones que no se olvidan ni se perdonan.

Y si a alguno se le ocurre sacar los pies del plato se enfrentará al renovado aparato justicialista que seguramente será piloteado por Eduardo Duhalde, ya se lo avisó a Francisco de Narváez, de quien dijo: "Es el mejor candidato a gobernador que tiene la Provincia en este momento. Pero si va por el Pro, tendrá un justicialista que lo enfrente…".

Mientras en 15 provincias, la mayoría de ellas en manos justicialistas, ya se están preparando para el lanzamiento de las cuasi monedas para hacer frente a sus obligaciones y sin posibilidad de endeudarse en el exterior para financiarse, hay que reconocer que Néstor Carlos Kirchner ha logrado algo que muchos peronistas ansiaban desde hace mucho tiempo, el volver a unir al peronismo, y con el "Todos unidos triunfaremos" caerán esta vez con todo el peso de la Ley sobre Néstor Carlos Kirchner, su señora esposa Cristina Elizabeth Fernández, más los convergentes, más los transversales, más sus aliados, más los pseudo dirigentes sociales patoteros y violentos, más los "empresarios, amigos y socios" que se beneficiaron con los negociados y la corrupción mas generalizada que se conoce. Dicen que cuando se conozca la verdad sobre los actos de corrupción en estos años de gobierno kirchnerista, la década de los años '90 se vera blanca e impoluta comparándola.

Comentá la nota