Unión por Córdoba recuperó el Alberdi y ganó en toda la ciudad.

En senadores el peronismo cosechó el 33% de los sufragios, seguido por el juecismo con el 25% y tercero quedó el radicalismo con el 22%. Alonso fue relegado al tercer lugar en Río Cuarto.
Unión por Córdoba recuperó barrio Alberdi, su emblemático bastión, y logró imponerse con comodidad tanto en diputados como en senadores en el resto de la ciudad, con el 33 por ciento de los sufragios.

El Frente Cívico y Social se ubicó en segundo lugar en senadores detrás del candidato del oficialismo cordobés, mejorando su performance con relación a la elección del 2007.

En tanto, en diputados que llevaba como cabeza de lista al riocuartense Gumersindo Alonso se ubicó en tercer lugar, detrás del peronismo y de la Unión Cívica Radical que no llevaba ningún candidato de Río Cuarto y la región. Fue el segmento que se registró mayor corte de boleta.

El centenario partido quedó en tercer lugar en cuanto a senadores.

Según los datos extraoficiales, Unión por Córdoba logró 24.158 (32,83%) sufragios para senadores y 23.469 (31,96%),

El Frente Cívico que impulsaba a Luis Juez al Senado cosechó 18.598 votos (25,29) y en diputados logró 16.782 (22,85).

En el caso del radicalismo alcanzó 18.301 (24,92%) para los candidatos a la Cámara Baja y en senadores 16.825 (22,88), según los cómputos provisorios.

En el caso del Frente para la Victoria, Eduardo Accastello recibió 6.053 votos (8,23%) y Carmen Nebreda 5.836 (8,21).

En los tres bunker hubo festejos, pero la sensación era diferente en cada uno de ellos. Los peronistas no ocultaban su alegría con el triunfo en los tres circuitos de la ciudad, pero fundamentalmente haber logrado la victoria en barrio Alberdi, tras la dura derrota sufrida el año pasado durante la elección municipal.

Pero la satisfacción de haberse quedado con la victoria en Río Cuarto no alcanzaba para que Eduardo Mondino ingresará a la Cámara Alta.

En la sede del Frente Nuevo el festejo por el triunfo de Luis Juez en el provincia estuvo contenido por la derrota en Río Cuarto.

En el caso de la UCR la alegría era doble por la buena elección que consideraban habían realizado en Río Cuarto sin un candidato local y la recuperación del partido en Córdoba.

En el departamento Río Cuarto, como ocurrió en las últimas elecciones el peronismo demostró su preferencia en el electorado de la región.

El oficialismo cordobés obtuvo 43.500 votos para senador y bajó a 41.936 en el segmento de diputados. El radicalismo conservó el segundo lugar en todo el departamento, aunque Oscar Aguad alcanzó 3.510 sufragios más que Ramón Mestre. Alonso tuvo menos votos que Juez en la zona.

Comentá la nota