El único país que no tiene comité de crisis

Por Fernando Gonzalez

Aunque traen malas noticias, por suerte están las cifras de la economía para recordarnos que la crisis no es una pesadilla de la que nos vamos a despertar felices por la mañana. Es por la crisis que el Gobierno reconoció ayer que el presupuesto de 2009 elaborado el año pasado no va a alcanzar para cubrir los gastos del país agobiado.

La crisis también nos avisa que la venta de autos en el mes de abril cayó a un tercio de lo que pasó en el mismo mes de 2008. Y es esa misma crisis la que se refleja en el balance presentado en Madrid por YPF, la principal empresa de la Argentina, cuyas ganancias en el primer trimestre del año se redujeron en un 58,6% respecto de los 1232 millones de pesos que había obtenido hace un año.

Allí están los números de la economía argentina para decirnos que la crisis es real, que es profunda y que requiere de un esfuerzo mayúsculo para resolverla.

EE.UU., Europa y la mayoría de los países desarrollados han formado verdaderos comités de crisis entre los gobiernos, la oposición política, los empresarios y los gremialistas. ¿Por qué no sucede algo parecido en la Argentina? La vocación por el enfrentamiento, agudizada por la campaña electoral, sólo presagia un escenario muy complicado para los días que vienen.

Comentá la nota