Ultimátum del gremio docente

Dirigentes de la Asociación de Educadores Provinciales (Adep) advirtieron que si la flamante ministra de Educación, Liliana Domínguez, no les concede una audiencia esta semana, adoptarían alguna medida que podría afectar el normal dictado de clases.
Al ultimátum lo hicieron público ayer Victor Hugo Mendoza, Alejandro San Martín y Angélica Vedia, quienes sostuvieron que ya presentaron tres pedidos de audiencia. Señalaron que aspiran a abordar con Domínguez, de manera urgente, "treinta puntos" relacionados con la titularización, comedores escolares, extensión horaria y otras tantas dudas que tiene el sector. Los gremialistas dijeron que no se iban a oponer a la extensión del período lectivo hasta el 23 de diciembre, pero demandaron mayor participación. En idéntico sentido se pronunciaron en torno a la muestra del horario extensivo, señalando que pretendían que el proceso "sea participativo y ordenado", al tiempo que no se vulneren los derechos de los trabajadores. "El tema no está muy claro, todo se hace cautelosamente sin la intervención del sindicato que quiere ser parte de esto", aseguraron. Los dirigentes reiteraron que existía vocación de diálogo. "Si trabajamos juntos vamos a evitar medidas de fuerza", señalaron al destacar que había tiempo para acercar posiciones de manera tal de "no perjudicar a los niños".

En cuanto al retraso en las partidas de los comedores escolares, ponderaron la gestión de la directora de Administración y Finanzas del Ministerio de Educación, Olga Eliazarian, quien destrabó los pagos de agosto y septiembre; y ahora avanzan con octubre y noviembre.

Comentá la nota