Twardowski: "es vital mejorar el precio interno del petróleo"

El titular de la Cámara de Empresas de Servicios Petroleros de la Cuenca del Golfo San Jorge se refirió a la necesidad de mejorar el valor interno tanto del petróleo como del gas natural, para incentivar la exploración e incrementar la producción. También cuestionó las diferencias siderales en la liquidación del gas. Ejemplificó que en el yacimiento neuquino de Loma La Lata se cotiza a 2 dólares por millón de BTU, cuando el precio trepa a 7 dólares por su exportación desde Bolivia y a 14 dólares en el caso de la regasificadora Excelsior.
Luego de la asunción del empresario comodorense Sergio Schiavoni al frente de la Secretaría de Hidrocarburos de Chubut, el presidente de la Cámara de Empresas de Servicios de la Cuenca del Golfo San Jorge, Matías Twardowski, resaltó la satisfacción de ese organismo empresario por la designación de un miembro de su comisión directiva en esa cartera provincial.

Evaluó que el recientemente designado funcionario cuenta con una amplia trayectoria en la actividad petrolera y destacó que pertenece al grupo fundador de la Cámara de Empresas de Servicios. "Sergio (Schiavoni) siempre tuvo una actitud proactiva y positiva en lo que es la problemática de Comodoro Rivadavia. De eso doy fe, por el trato y conocimiento que tengo de él", indicó en diálogo con FM Aire Patagónico, la radio de Diario Patagónico.

Twardowski también se refirió a la renegociación en puerta por el contrato petrolero de la provincia de Chubut con Tecpetrol.

Puntualizó que la cámara que él preside no tendrá incidencia en la discusión, excepto que se les pida una opinión. "Si a la Cámara de Empresas le piden opinión, la emitirá, no podemos negar cualquier colaboración que sea necesaria. El gobierno puede contar con nosotros y eso lo sabe y en este aspecto la vía de apoyo va a ser mucho mas fluida a través de Sergio (Schiavoni)", indicó.

COMPLEJO PANORAMA EN LA CUENCA DE NEUQUEN

Más allá de la reunión celebrada el miércoles en Buenos Aires con autoridades de YPF, donde integrantes de la Cámara participaron para plantear la necesidad de que la operadora actualice los costos que paga a las contratistas regionales en la Cuenca del Golfo San Jorge, sobre lo que se espera una resolución para fines de julio, Twardowski también se refirió a otros aspectos del panorama que presenta la industria del petróleo a nivel nacional en la Cuenca Neuquina.

Planteó que allí el gremio de petroleros desarrolla medidas de fuerza y las empresas se ven complicadas económicamente. Reseñó que en esa zona la actividad está parada hace mucho tiempo, con equipos de torre sin operar desde 2008, por lo que se habla de más de 2.000 trabajadores que están en sus casas percibiendo sueldo, pero lo más preocupante es que son escasas las probabilidades de reactivación en el corto plazo.

"Hubo reuniones el mes pasado y de allí el compromiso de que algunas operadoras iban a iniciar actividades de perforación, eso no se concretó del todo y ante esa situación el gremio petrolero que es la caja de resonancia de la situación, actúa. El secretario del gremio, Guillermo Pereyra, está en reuniones permanentes en Bueno Aires, viajando todas las semanas, tratando de solucionar el tema" describió Twardowski.

EL PROBLEMA DEL PRECIO

Twardowski considera que estructuralmente el conflicto pasa por un problema del precio interno del petróleo y especialmente en la zona de Neuquén por el precio interno del gas natural, ya que el valor que se abona en boca de pozo por el gas no incentiva a que haya desarrollo de nuevas perforaciones ni la búsqueda de incrementar la producción.

Para ejemplificar la situación, mencionó que a YPF en el yacimiento de Loma La Lata le abonan un promedio anual de 2 dólares por cada millón de BTU (British Thermal Unit o unidad de volumen de medición del gas).

Hay momentos en que el precio oscila, según el sector que lo consume. Es decir, si el gas que produce una determinada área y tiene destino domiciliario, el precio es distinto a si va destinado a la industria. De allí surge el promedio de 2 dólares, aunque en algunos casos otras operadoras como Total pueden llegar a U$S2,20 porque tiene más compromisos con empresas y en el mejor de los casos puede llegar a U$S 2,50, graficó Twardowski.

Como contraparte, recordó que a Bolivia se le está pagando 7 dólares por cada millón de BTU importado a la Argentina mientras que la regasificadora de bandera belga Excelsior, que recibe el gas metano licuado y entrega alrededor de 4 y 6 millones de metros cúbicos diarios, percibe 14 dólares por millón de BTU, de acuerdo al último precio publicado.

"Ese es un tema que en principio perjudica a provincias como Neuquén en cuanto a regalías y que se traduce en que no haya incentivo para incrementar la producción y menos para perforar", opinó.

En consecuencia, Twardowski consideró que la discusión de fondo en el marco de la crisis es que se revean los precios tanto para petróleo como gas y recordó que en Chubut también se está planteando rever el porcentaje que se percibe por la retención a las exportaciones de crudo. "Es una política que adoptó la OFEPHI (por la Organización Federal de los Estados Productores de Hidrocarburos) cuando se reunió en marzo en Puerto Madryn, y trataron como estrategia el negociar con el gobierno nacional la mejora del precio interno para optimizar la inversión e incrementar la producción", indicó al recordar también que Chubut es la tercera provincia del país en producción de gas.

La producción en Santa Cruz y el problema de los piquetes

Después de los cuestionamientos del gobernador de Santa Cruz, Daniel Peralta, hacia las operadoras reclamándole por la falta de inversiones en los yacimientos para no precarizar el trabajo, el presidente de la Cámara de Empresas de Servicios Petroleros, Matías Twardowski evaluó que la actividad en esa provincia se encuentra muy politizada, sobre todo en el flanco norte.

También recordó que en Capital Federal la cámara que nuclea a las operadoras efectuó algunos reclamos a Santa Cruz vinculados a la seguridad jurídica de la actividad. "Hay que ver la situación de ambos lados" consideró. "Tampoco se puede vivir con cortes de ruta continuos y problemas que afectan la circulación de la gente y perjudica la actividad petrolera", afirmó.

"Creo que las partes se van a reunir y cada uno pondrá de su lado la cuota de responsabilidad para mejorar las condiciones y que esto funcione. Hay que pensar que el desarrollo de la actividad petrolera tiene que tener ciertas condiciones que no la perjudiquen. La Cámara lo viene diciendo desde hace tiempo, no matemos a la gallina de los huevos de oro", finalizó.

Comentá la nota