Turismo avanza la ley

En pocos días más ingresará en la Legis-latura el texto final de la nueva ley de Turismo. El crecimiento de la actividad y el desarrollo producido en los distintos destinos de la Provincia hacen necesario actualizar y modernizar una norma que data del año 1948. Sin embargo, y a pesar de los siempre positivos anuncios del secretario de Turismo, Ignacio Crotto, el dinero no parece ser suficiente.
El presupuesto 2010 elaborado por el Ejecutivo bonaerense contempla para el área unos 24.334.000 pesos, sólo 2.500.000 más que lo calculado para el año en curso.

Area prioritaria

"La ley debe ser la manifestación de la intencionalidad política, que oriente el desarrollo turístico de la Provincia", dice el primer párrafo del proyecto próximo a ser aprobado y, consecuentemente, puesto en vigencia. Además, agrega que "el turismo debe ser la actividad prioritaria, estratégica y esencial para el desarrollo socioeconómico de la Provincia, considerándolo como eje central de la gestión gubernamental, teniendo en cuenta que propicia la vinculación multisectorial de actividades directas e indirectas generadoras de empleo y movilizadoras de lo cultural".

Presupuesto contradictorio

Cabe recalcar que, contradiciendo claramente estos primeros párrafos del proyecto, el recientemente presentado presupuesto provincial designa a otras áreas, a priori de menor relevancia, la misma cantidad de dinero que a la secretaría de Turismo. Un ejemplo es el Comité de Crisis del río Reconquista, que en 2010 también contará con 24 millones de pesos.

Autoridad

En lo estrictamente referente a la ley, en uno de sus puntos más destacados indica que "la secretaría de Turismo de la Provincia, o el organismo que en el futuro designase el Poder Ejecutivo, será la autoridad de aplicación de la presente norma, así como de sus disposiciones reglamentarias y complementarias".También señala que, entre sus obligaciones, deberá formular políticas, estrategias, planes y programas integrales de desarrollo turístico; facilitar el desarrollo de productos turísticos en coordinación con los municipios y producir, coordinar, incentivar e impulsar las acciones para la promoción turística. Además deberá intervenir y apoyar en acciones de protección del patrimonio natural y cultural y orientar y proteger al turista, promoviendo la conciliación de sus intereses con los prestadores. Por otra parte, tendrá la facultad de promover acciones que incentiven la inversión nacional y extranjera en proyectos de interés turístico y proponer sistemas de créditos a fin de contribuir al desarrollo del turismo en Buenos Aires.

El nuevo plan

Por otra parte, dentro de la nueva ley se contempla un plan provincial de turismo, que deberá promover el ordenamiento, desarrollo y gestión de la actividad, trabajando intersectorial e integradamente, involucrando diversos organismos gubernamentales y no gubernamentales, grupos empresariales y representantes de la comunidad local. Esto incluye acordar y designar regiones turísticas con los municipios intervinientes, trabajando coordinadamente con las áreas involucradas.

El proyecto, que ya ha sido paseado por los distintos distritos, está casi listo para hacer su ingreso en la Cámara baja y, luego, ser sancionado en la alta. La ley es amplia; el presupuesto destinado a la autoridad de aplicación (secretaría de Turismo), no tanto. Será cuestión de analizar cómo funciona el plan. Sobran los recursos… naturales.

Comentá la nota