ATE Río Turbio cuestiona la ineficacia del interventor de YCRT, la empresa que deberá proveer carbón a la Mega usina

En medio de un análisis administrativo y operativo caótico, el gremio de ATE Río Turbio emitió un comunicado donde cuestiona duramente al actual Interventor del yacimiento Carbonífero de Río Turbio, Ingeniero Ángel Garabello. Entre otras objeciones cuestionan la falta de producción, la falta de equipamiento y los reiterados accidentes que se producen por problemas en la inseguridad. Esta realidad abre ahora la discusión sobre si YCRT está preparada para hacer frente a la anunciada demanda de carbón de l usina termoeléctrica que construcción.
La comisión paritaria de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) Río Turbio, gremio con mayor incidencia dentro del plantel de trabajadores del yacimiento de carbón de la cuenca carbonífera, cursó una nota al Interventor de YCRT Ing Ángel Garabello y por su intermedio a las autoridades provinciales (Gobernador) y nacionales (Ministerio de Planificación Federal) haciendo una serie de observaciones sobre la cuestión administrativa y operativa del yacimiento, que contradice abiertamente el discurso que se emite desde el gobierno, toda vez que hacen eje sobre la productividad de la mina de carbón para abastecer a la usina termoeléctrica que se está construyendo.

Sin embargo, leyendo las graves observaciones que hace ATE sobre aspectos fundamentales de la funcionalidad de YCRT, surgen muchas preguntas sobre cuánto y cómo hará YCRT para cumplir con el compromiso de producción y entrega que por el momento y en el futuro próximo es de imposible resolución.

Los dirigentes de ATE les recordaron a las autoridades que mediante nota del 3 de noviembre de 2009 los paritarios solicitaron y no pudieron obtener información que "les permita encontrar caminos que mejoren la organización empresaria, la capacidad productiva y para transparentar la realidad de YCRT, de cara a los desafíos emprendidos, esto es la conformación de una sola unidad económica que abarque la exploración, explotación, comercialización del carbón, generación y venta de energía eléctrica y el aprovechamiento económico del puerto de Punta Loyola" redacta la nota.

Luego de catalogar a las autoridades de la empresa ante la falta de respuestas que han tenido frente a las requisitorias gremiales expresan que dejan "espacio para excusas o pretextos que justifican la defensa de intereses corporativos o sectoriales que no se compadecen con el estado de anarquía e ineficiencia que se evidencia en nuestra fuente de trabajo" (es decir, la empresa YCRT).

ATE culpa a la conducción de producir discursos engañosos para el minero y en tal caso reseña que en la última oportunidad con motivo de los festejos del día del minero, "sus apreciaciones fueron contradictorias: (sic) "puedo hacer un balance positivo de este año a pesar de la problemática originada por la crisis mundial", que "el sueño de los pioneros se hace realidad", el "llamado a licitación para continuar trabajando en 3 frentes completos", y que en materia de seguridad "se ha avanzado en forma espectacular este año"

A continuación los firmantes observan sobre los discursos de garabello, lo siguiente: "sus dichos no se condicen con la realidad y no da espacio para ningún tipo de autocrítica. Lo concreto es que la producción anual fue inferior a las 100 mil toneladas, se demora la adquisición de equipamientos particularmente en preparación principal y secundaria y los accidentes e incidentes de trabajo son reiterados.

Este año solamente salieron dos barcos desde el muelle presidente Illia rumbo a Chile con alrededor de 50.000 toneladas de carbón, esta venta de unos10 millones de pesos, solo cubre un 35 % de los salarios mensuales.

El tren carbonero no traslada mineral a Río Gallegos desde el mes de setiembre 2009 por inconvenientes en la vía férrea, a raíz de la falta de controles, paralelamente la Inspección de Obra dependiente de Planificación Federal recibió la obra de reacondicionamiento, y se llevan pagados 124 millones de pesos cuando su adjudicación fue por 108 millones, reconociéndose que los trabajos tienen solo un avance del 79 %, restando el 21 % de ejecución, pero ya se encuentra en periodo de garantía.

Para el desarrollo minero y la futura producción, es imprescindible la construcción de las galerías principales 1P6 y 2P6 de 7.000 mts de longitud. Después del 14 de Junio de 2004 a la fecha solo se avanzaron 180 y 230 metros respectivamente. La falta de herramientas, equipamientos e insumos imprescindibles para la prosecución de la actividad minera, se contrapone con las declaraciones estridentes, y los incumplimientos que se verifican entre los anuncios repetidos y la realidad. En la preparación de galerías secundarias (nuevos frentes) pasa lo mismo.

A todo esto el lector común y aquellos que desde nuestros espacios periodísticos hemos dicho una y otra vez que no han relación entre lo que se promete con la mina de Río Turbio y su condición de abastecedora de materia prima para la usina termoeléctrica y lo que se conoce como realidad interna del yacimiento, comenzamos a darnos cuenta de que no estamos tan errados y que por el contrario a partir de esta nota quedan expuestas las enormes falencias que posee YCRT y su virtual imposibilidad de ser la fuente de materia prima que necesita la Mega usina que construye la empresa Isolux Corsán.

La nota señala detalles de enorme gravedad cuando indica "También son conocidas las elucubraciones de sacar carbón a cielo abierto; las insinuaciones de tercerización de sectores (avalada por otra institución); las versiones sobre la posibilidad de alquiler de equipamiento; de volver a las 8 horas en mina, en contra de la decisión política de reconocer a la tarea minera subterránea como penosa, riesgosa e insalubre, es demostración de una gestión errática

Del mismo modo en materia de capacitación, la UTN no colmo las expectativas a pesar de los 5 millones de presupuesto, impartiendo cursos que poco tienen que ver con las tareas especificas de todos los sectores de la empresa, cuando debieran estar abocados a formar mano de obra calificada. En otro orden una capacitación impartida por Draguer resulto un fiasco ya que nuestros compañeros terminaron instruyendo a los "capacitadores" Brasileños.

En cuanto a las inversiones es evidente que existen desconocimientos técnicos en los circuitos burocráticos del Ministerio de Planificación Federal, producto de la falta de capacidad para asimilar la decisión política del Gobierno y su correlato en la práctica, por las demoras en las segundas líneas, que no interpretan los requerimientos para la empresa – con la aplicación de normas que no son para emprendimientos productivos como es el caso de YCRT – y por lo tanto – priorizan aspectos legales que nada tienen que ver con la puesta en valor del carbón de Río Turbio y la necesidad de producir 1.200.000 toneladas de carbón".

Si bien el documento es más extenso y descriptivo, queremos resaltar uno de los últimos párrafos donde los paritarios le reclaman al Ingeniero Garabello: "Queda claro, al menos que se visualice un cambio de su actitud política, que Ud. prefiere continuar con el ocultamiento sobre una situación empresaria que no guarda relación alguna con la promoción mediática permanente sobre las bondades de las distintas intervenciones, los niveles de inversiones que de acuerdo a sus dichos y de otros actores políticos, oscilan los 4.000 millones de pesos sin contar los 103 millones para 3 frentes largos, y los más de 700 millones de dólares para la construcción de la USINA".

Finalmente ATE le pide al Interventor que si no puede dar solución inmediata a los planteos realizados por el gremio, dé participación directa a la administración nacional (Ministerio de Planificación) para resuelva los problemas enumerados y asegure la fuente laboral de los trabajadores mineros de la cuenca.

Paralelamente, mientras que por un lado es cuestionada la administración del Ingeniero Garabello, hay un rumor cada vez más fuerte de que quien podría llegar a Río Turbio para quedar al frente de YCRT sería el diputado Depetri, el mismo al quien se le adjudica traer en colectivos a jóvenes sin experiencia a trabajar a las minas de carbón.

Otro de los sectores sindicales que actúan dentro del yacimiento advierten que este tipo de cuestionamientos y aprietes a Garabello, son funcionales a los intereses del gobierno nacional para colocar al frente de YCRT de un hombre que sea permeable a inmensos negocios que se abrirían en Río Turbio si se decide "levantar" la producción actual, reinvertir en maquinarias e infraestructura y abrir los nuevos frentes necesarios para producir carbón en cantidades necesarias para abastecer a la usina. (Agencia OPI Santa Cruz)

Comentá la nota