Triste papel de los ediles en el Concejo ante el reclamo de familiares

Luego de la reunión en la intendencia, los "familiares del dolor" se trasladaron al Concejo Deliberante donde fueron recibidos por un policía que no les permitía el ingreso a todos, allí se generó un malestar que de poco sirvió porque las más de cien personas que se movilizaron lograron entrar.
Una vez dentro, le hicieron entrega del petitorio al presidente del cuerpo deliberativo, Oscar Colombo. Cuando los familiares comenzaron a preguntarle al edil sobre la reglamentación del local bailable y si habían realizado alguna gestión que prevenga los conflictos que se producen en las salidas de los boliches, Colombo contesto que no estaba al tanto de esos temas y a medida que se le fue preguntando, todos se dieron cuenta de que no estaba al tanto de nada de lo que había pasado ni de lo realizado por la Municipalidad hasta el día de la fecha.

Tras las excusas, porque a esa altura eran eso más que respuestas, la cuñada del joven fallecido le pidió encarecidamente que traten este tema central dentro del Concejo.

La mujer, exaltada por la poca capacidad de respuesta de Colombo, lo golpeó en forma de protesta debido al triste papel que estaba dando. Automáticamente los allegados a la señora la retiraron y decidieron irse debido al impresentable trato que le dieron dentro del recinto.

Sobre lo vivido dentro del Concejo, Cristian, hermano de Juan Maldonado dejó en claro que "estos tipos son una vergüenza, quién les puede creer que no sepan nada. Me da mucha bronca y vergüenza por la gente que nos gobierna, son una vergüenza".

Una vez afuera, todo el grupo marchó hacia donde comenzó la manifestación (6 y Montevideo) al grito de justicia.

Comentá la nota