Tribunal de Contralor obliga a Florido a devolver el 10 % de los sueldos cobrados

El organismo de control dio por comprobado que el ex Secretario de Prensa del Concejo mintió al momento de presentar su declaración jurada y ocultó la existencia de una beneficio jubilatorio. Corresponde a la Caja provisional de la Policía Federal. Ahora le impone una multa equivalente al 10 por ciento de los salarios que percibió mientras ocupó el cargo en el cuerpo deliberativo.
Los tres integrantes del Tribunal de Contralor –Oscar Canizzaro, Nora García, y Edith Garro- rubricaron la resolución 47, que señala que Rodolfo Florido “faltó a la verdad en su declaración jurada”, y que “ya era beneficiario de haber jubilatorio”.

En su presentación elevada a la Presidencia del cuerpo y al Tribunal de Contralor una vez que accedió al cargo, el ex secretario de Prensa del Concejo negó que contara con un haber jubilatorio. Pero la documentación aportada por los organismos previsionales y de seguridad social demostró que percibe un ingreso correspondiente a la caja de la Policía Federal.

Según la Resolución del organismo de contralor –a la que accedió ANB- , “la labor investigativa efectuada en el expediente administrativo (llevado adelante por la Asesoría Letrada del Concejo), ha sido suficiente y del mismo surge con claridad la culpabilidad por parte del ex funcionario Rodolfo Patricio Florido al faltar a la verdad en su declaración jurada, y negar la percepción de jubilación o pensión, cuando ella era así”.

En los considerandos de la resolución se consideró que “la falta a la verdad por parte de un funcionario público es una falta muy grave”.

Florido negó permanentemente que fuese jubilado policial e incluso en su nota de renuncia al cargo, tras el escándalo desatado por las publicaciones periodísticas, insistió en la inexistencia de ese beneficio. Ejerció el cargo de secretario de Prensa desde el 10 de diciembre hasta el mes de abril, cuando debió renunciar.

Al margen de la sanción pecuniaria y la omisión en la declaración jurada, la Resolución del Tribunal de Contralor constituye una nueva confirmación de la pertenencia de Florido a los servicios de inteligencia del Estado. De hecho, los empleados de esos organismos aportan a la caja de la Policía Federal, a partir de un convenio fundamentado en aspectos de seguridad y de preservación de la filiación de los agentes de inteligencia.

Ahora, el Tribunal explicó que el engaño y el pago de los sueldos municipales de Florido “no produjo daño al erario” comunal, “fue una falta gravísima al municipio, como institución, a los ciudadanos y vecinos de la ciudad de San Carlos de Bariloche”.

En ese marco, le impuso a Florido “una multa equivalente al 10 por ciento de los salarios percibidos durante el tiempo de su gestión a cargo de la Secretaría de Comunicación Institucional de la Municipalidad”. Pidió, además, al Intendente que “intime” al sancionado al cumplimiento de pago de la multa.

Comentá la nota