Tres claves para entender por qué hay menos cortes de agua

Tres claves para entender por qué hay menos cortes de agua

Los cortes de agua en Comodoro Rivadavia, Rada Tilly y Caleta Olivia están lejos de quedar en el olvido o de ser un problema resuelto para la región, pero la actual temporada de verano tiene una particularidad: las interrupciones del servicio de distribución de agua por “reposición de reservas”, de las que a esta altura del año podrían haberse contado más de 20 según el nivel de temperaturas en cada período primavera-verano, el recuento desde septiembre hasta la actualidad disminuyeron de modo importante–sólo dos en 5 meses-, aunque las interrupciones por otras causas no cesaron. ¿A qué se debe?

1) Cualquier estadística puede resultar injusta si no se menciona en el contexto adecuado. Desde el 1 de septiembre hasta el cierre de este informe, se contabilizan no menos de 18 comunicados oficiales de la SCPL vinculados a interrupciones del servicio de distribución de agua potable. La salvedad es que en la mayoría de los casos se trata de interrupciones parciales o sectorizadas, sobre todo en barrios de zona norte, en algunos casos por roturas de sub acueductos y en otros por obras para mejorar la distribución.

2) Los mayores problemas estuvieron dados por las roturas del acueducto nuevo, que motivaron cortes importantesel 3 de diciembre (por 24 horas), lo que se repitió en la jornada del 13 de diciembre, en este caso por 36 horas, aunque una nueva rotura al comenzare el relleno de cañerías prolongó el corte hasta el sábado 15. Esa situación motivaría el posterior corte, durante los días 18 y 19 de diciembre, en zona norte y sur, por 24 horas, en este caso para reponer el nivel de reservas que había descendido fuertemente a partir de las averías. Un situación parecida, es decir la rotura del acueducto nuevo, se había dado el 5 de septiembre, lo que afectó el servicio en varias de las zonas de Comodoro y Rada Tilly. Dos días después fue necesario un nuevo corte general, por 24 horas, para reponer reservas.

3) Si se contabilizan sólo las reposiciones de reserva, en esta temporada los cortes sumarían dos, vinculadas a la baja drástica por la rotura del “acueducto nuevo” (inaugurado en 1999), cuyo problema ahora está dado por la falta de protección catódica que lo afectó, a raíz del insuficiente mantenimiento durante varios años. La mejora estadística surge al considerar que pese a las altas temperaturas, que elevan el consumo y años anteriores motivaban prácticamente un corte general por semana, en este período se vio acotado. Esto fue explicado desde la SCPL en una presentación realizada por sus directivos en el mes de diciembre, cuando reseñaron los trabajos realizados para contar con mayor caudal de agua en el sistema actual, más allá de las demoras en la obra de repotenciación del acueducto (que sigue siendo tan necesaria como demorada su concreción). En esa instancia, se detallaron los trabajos para mejorar y reemplazar 10 nuevas estaciones reguladoras, con una inversión total de 7 millones de pesos, además del recambio de un subacueducto en zona norte, con fondos aportados por ENOHSA, tras el temporal del año pasado. Esas mejoras permitieron reducir de modo importante las pérdidas de agua por roturas de cañerías, lo que permite estabilizar el nivel de reservas, reduciéndose fuertemente la pérdida de caudal: si hasta el año pasado ese importante déficit se estimaba en un 20% del caudal (equivalente a 900 cúbicos por hora derramados sobre las calles) hoy esa merma del sistema se estima en una cuarta parte, es decir alrededor de 250 metros cúbicos por hora. Así, el desperdicio de agua por cañerías obsoletas se redujo desde 900.000 a 250.000 litros por hora.

Coment� la nota