Tregua en el conflicto en Bouwer por la basura

Al filo de la medianoche, el grupo de vecinos decidió levantar el corte pero emplazando a los gobiernos provincial y municipal hasta el viernes. Entonces deberán encontrar una solución al reclamo por los problemas crecientes de contaminación que estaría generando la deposición de los residuos.
Cuando la protesta se dirigía peligrosamente a poner en vilo el vital servicio de recolección de basura en esta ciudad, vecinos de Bouwer levantaron el bloqueo a la planta de deposición de residuos de Potrero del Estado, que impedían a los camiones de Crese la descarga y el retorno a la recolección.

La decisión, no obstante, contiene un emplazamiento hasta el viernes para que autoridades provinciales y municipales, junto a vecinos de Bouwer, encuentren una solución a los reclamos para que cese la contaminación en esa comuna.

La protesta de una veintena de vecinos logró alterar la buena relación que cultivan el intendente Daniel Giacomino con el gobernador Juan Schiaretti. Es que el bloqueo, de más de 24 horas, motivó ayer acusaciones cruzadas entre el municipio y la Provincia. El primero en disparar fue el jefe comunal, quien acusó al gobierno provincial de inacción. «No sabemos por qué la Provincia no actúa. Esto no es lógico. Si la Provincia dice que el predio de enterramiento está habilitado correctamente, que actúe. Este problema afecta no solamente a Córdoba sino a otras 18 ciudades del Gran Córdoba», consideró el titular del Palacio 6 de Julio, quien en la noche del domingo se comunicó con el fiscal General de la Provincia, Darío Vezzaro, y con la agente fiscal de turno, Mercedes Balestrini, para solicitarle la intervención de la Justicia y el desalojo de los manifestantes que cortaban el acceso.

La respuesta no se hizo esperar. Por la tarde, durante una conferencia de prensa, Schiaretti deslindó responsabilidades señalando que, si bien el terreno donde funciona el enterramiento sanitario pertenece a la Provincia, ésta se lo cedió en comodato a la Municipalidad. "Lo que se entierra en Bouwer es responsabilidad de la ciudad de Córdoba, que es la que hace también los convenios con los otros municipios que depositan los residuos en Bouwer", sostuvo.

Sin embargo, el gobernador reiteró que la Provincia pondrá a disposición de los vecinos de Bouwer "todos los estudios de impacto ambiental necesarios" para que "todos nos quedemos tranquilos sobre cuál es la real situación sanitaria".

La historia continuó por la noche, cuando el intendente le envió una carta al gobernador en la que le manifiesta su preocupación por la situación, tras la frustrada reunión convocada por la fiscal Balestrini, en la que participaron autoridades provinciales y municipales, pero que fracasó por el faltazo de los vecinos.

En la nota, el intendente propone convocar a una mesa de trabajo, en la que participen los 18 municipios que actualmente entierran residuos en el predio a fin de "buscar un lugar alternativo para la disposición de los residuos sólidos urbanos".

Cabe recordar que desde ayer tres bloqueos paralizan la recolección de residuos en la ciudad de Córdoba y en otras 18 localidades que depositan la basura en el predio de Bouwer, con el riesgo sanitario que ello implica, tal como lo señaló el titular de Crese, Eduardo García. Anoche la fiscal Balestrini se apersonó en el lugar donde se realizaba el corte y trató, sin éxito, de persuadir a los manifestantes. Luego, una comitiva de funcionarios dialogó con los vecinos y se acordó la tregua.

El reclamo es que se traslade el enterramiento a otro sector, porque a su entender contamina el ambiente, algo que fue descartado por la Secretaría de Ambiente de la Provincia.

«Me atrevo a asegurar que la zona no está contaminada por la planta de residuos. El vertedero controlado, la técnica que se utiliza en Córdoba es la alternativa a la incineración, que por los costos resulta imposible de poner en práctica en otras partes de la Argentina», aseguró Constanza Mías, de Gestión Ambiental, en declaraciones radiales. En este sentido, la funcionaria señaló que el 2 de este mes se realizó el último monitoreo y que no detectó ninguna anomalía.

"Hace un mes y medio que estamos nosotros (con Crese), y tuvimos tres cortes. Cliba estuvo 20 años y no tuvo ningún corte", dijo Giacomino, y en sus palabras dejó entrever que detrás de la protesta se esconden las esquirlas de la interna del Frente Cívico.

Comentá la nota