"El traslado del basural es el mal menor"

Ambientalistas de esa provincia aseguran que el actual, ubicado en Pacará Pintado, representa un grave problema contaminante por su proximidad al río Salí. A su vez, afirman que el que se radicará en Overa Pozo, carece de riesgos. Desde Santiago, piden informes sanitarios.
Ante el anuncio de que la provincia de Tucumán tratará sus residuos en una zona limítrofe a Santiago del Estero, por el traslado de la planta de procesamiento de residuos urbanos de Pacará Pintado, Nuevo Diario dialogó con el secretario de la Federación de Organizaciones Ambientalistas No Gubernamentales de esa provincia, que denunció hace unos años el estado del mismo.

En la oportunidad, el ingeniero Juan Manuel Prado Irachet afirmó que "la planta Pacará Pintado está totalmente saturada".

De igual manera consideraron que el nuevo lugar donde se instalará la planta, en Overá Pozo, "tiene las características geológicas y geográficas ideales para dar un tratamiento final a los Residuos Sólidos Urbanos, ya que no existen viviendas de ningún tipo en un radio de dos kilómetros".

Sin embargo, resaltó que no ese no es "el único componente que hace a una buena gestión de los residuos sólidos urbanos, ya que es necesario disponer de plantas de transferencia, camiones de transporte adecuados, una recolección diferenciada, una clasificación domiciliaria, apoyo de los principales generadores de residuos innecesarios, entre otros".

La denuncia

Los ambientalistas han iniciado una acción de Amparo Colectiva ante los Tribunales de Tucumán, el 10 de diciembre de 2007, causa que se sustancia en el Juzgado Civil y Comercial Común de 3ª Nominación. Las causales de dicha presentación son:

- La planta de Pacará Pintado fue aceptada por la entidad como un depósito provisorio, por un plazo de un año, o como máximo dos, que se cuentan desde el día 6 de diciembre de 2004.

"Hoy es una planta totalmente saturada, ya que recibe los residuos de los municipios de la Capital, Banda del Río Salí, Yerba Buena, Lules, Las Talitas, Alderetes y algunas comunas rurales, lo que totaliza un volumen de más de 800 toneladas diarias", cuando la planta disponía "originalmente de un apto ambiental para 60 toneladas diarias, y fue aprobada como planta piloto".

- El predio de la planta se encuentra en el cauce principal del río Salí, situación de extremo riesgo ambiental, por un eventual aumento del caudal del río, por lluvias abundantes. Por ello resaltó que una simulación de los escurrimientos del río Salí demuestra que un caudal de 500 m3 por segundo arrastrará la mitad de los residuos depositados y un caudal de 1.000 m3 por segundo llevará la totalidad del basural aguas abajo, es decir, al dique frontal de Río Hondo (situación que ya se produjo con el Vaciadero de Los Vázquez, en la otra orilla del río Salí).

Comentá la nota