Los trasfondos políticos del escándalo en el Concejo

La Comuna dio pobres explicaciones a las agresiones sufridas por un concejal de la Coalición. Desconocen a los responsables. Anunciaron un concurso para elegir nuevo director del Zoo
La agresión sufrida el miércoles por el concejal Oscar Negrelli en plena sesión del Concejo Deliberante dejó ayer una estela de rumores, malestar e incluso fricciones políticas dentro de las filas brueristas.

Hubo tibias explicaciones tanto desde la presidencia del Concejo como desde el Ejecutivo a la hora de responder cómo un grupo de personas -claramente identificadas con el bruerismo- insultaron y arrojaron huevos a un concejal de la Coalición Cívica.

Eran varios los puntos que desde el Ejecutivo debían explicar: ¿cómo ingresó a la Comuna el grupo de trabajadores del Zoológico que agredió a Negrelli? ¿Dónde están las planillas con nombre y DNI que todos los vecinos deben llenar para ingresar al Palacio? ¿Por qué luego de agredir al concejal pudieron seguir circulando por los pasillos del Concejo sin que nadie los desaloje? ¿A quién responden políticamente estas personas? ¿Cuál es la relación entre Jorge Reyna (señalado como el mandamás del Zoo) y Pablo Bruera? ¿Por qué desde el Ejecutivo no se avanza sobre una denuncia penal?

Nada de esto aclararon desde el Ejecutivo. Sólo anunciaron -a través del secretario General Mario Rodríguez- el lanzamiento de “una especie de concurso público” para ocupar el cargo de director del Zoo.

Pasado el mediodía trascendió que podría existir la renuncia del director del Zoo, Daniel Arregui. Lo cierto es que nada de esto ocurrió. Simplemente una salida decorosa de Arregui a futuro y una investigación que seguramente quedará en la nada.

“Hay una transición obligada debido a los incidentes, mientras tanto continúa en funciones hasta que se lleve a cabo esta selección”, dijo ayer Mario Rodríguez.

A pesar de dejar en claro que se abrió un sumario el vocero de Bruera dejó muchas dudas sobre la existencia de los listados de seguridad donde cada persona que pretende ingresar a la Comuna debe dejar constancia de nombre, apellido y DNI.

“Si (los listados) están se pondrán a disposición del oficial sumariante”, sin embargo no dejó constancia fehaciente de que los listados estén a resguardo.

Rodríguez tampoco reconoció la participación de Jorge Reyna detrás de las agresiones. Desde el comienzo de la gestión bruerista, varios trabajadores del Zoo vienen denunciando que en el predio opera una “patota” que respondería a Jorge Reyna, una persona muy allegada a los hermanos del intendente. Incluso sostienen que Reyna tendría en el Zoo más poder que el propio director. Sin embargo, ayer Rodríguez dijo desconocer si esta persona cumple alguna función dentro de esa dependencia.

Como si fuera poco, la agresión al concejal de la Coalición generó un zimbronazo dentro del oficialismo. Muchos concejales mostraron su malestar, “no podemos permitir en nuestra gestión los atropellos de la gestión anterior. Este es mi límite” dijo un edil muy cercano al intendente.

Mientras tanto, el presidente del Concejo, Javier Pacharotti, dijo que no realizó una denuncia penal sino que hizo una “exposición” en la secretaría Legal y Ténica de la Comuna, que será la encargada de evaluar si es pertinente una denuncia penal.

“Intentan callarnos y silenciarnos”

Desde la Coalición Cívica brindaron ayer una conferencia para exponer la posición respecto de las agresiones. Estuvieron presentes los senadores Javier Mor Roig, Luis Malagamba, y los concejales Susana Sánchez y Oscar Negrelli.

“Sistemáticamente cuando la Coalición Cívica presenta documentación que involucra al mal desempeño de los funcionarios de la actual gestión, en lugar de responder los pedidos de informe y de intentar demostrar que nuestra documentación no es verídica, cuando todo eso no puede ocurrir, la respuesta se traduce con la presencia de barras en el recinto”.

Por su parte, el senador Javier Mor Roig expresó que “oportunamente nosotros dijimos que no nos íbamos a prestar a la parodia que nos querían imponer porque del dicho al hecho hay un largo trecho, dice bien el refrán. Por un lado se llama al diálogo y por otro lado se desprecia permanentemente a la oposición, nosotros en ese momento dijimos que había maltrato desde el punto de vista político de no respeto a la primera minoría en el Concejo Deliberante. Esto fue una muestra más que elocuente, por eso repudiamos estos hechos ya que con actitudes como éstas damos pasos para atrás”.

Atanasof: “La síntesis de la incoherencia”

El presidente del Bloque de Concejales Justicialistas, Gonzalo Atanasof, se pronunció con respecto al armado de la lista de La Plata en ocasión de las internas del Partido Justicialista. Atanasof argumentó su prescindencia en este proceso ya que calificó como “la síntesis de la incoherencia la denominada lista de unidad en el peronismo de nuestra ciudad”.

Atanasof ramarcó que “el Partido Justicialista ha sido copado por piqueteros y fundamentalistas del kirchnerismo y no estamos dispuestos a participar de este trasvestismo político”.

“Esta es una interna del kirchnerismo y el Justicialismo es mucho más que eso. No podemos empobrecerlo de esta manera con una supuesta unidad que no es tal. Sin embargo frente a esta situación estamos dispuestos, y ya estamos trabajando en ello, ofrecerle a la sociedad una alternativa justicialista real, que reivindique y ponga en práctica la esencia del peronismo y sus ejes fundacionales”.

“La falsa unidad, la imposición de dirigentes porteños, aquellos sectores rechazados por la sociedad como los piqueteros, los que ayer estaban en un lugar y hasta anoche negociaban a contrarreloj un espacio, además de los fundamentalistas que siguen las órdenes de un proyecto político absolutamente desgastado, no son los óptimos referentes para la renovación de un partido que históricamente nos ha proporcionado excelentes dirigentes que, no sólo han sabido conducir los destinos partidarios sino también los de nuestro país”, destacó Gonzalo Atanasof.

EN FOCO

La seguridad y los periodistas

Los conceptos de seguridad de la Comuna son curiosos. Cerca de 20 personas ingresaron el miércoles, arrojaron huevos contra un concejal y se retiraron por la misma puerta frente a la pasividad de la seguridad del Municipio. Ayer el secretario General de la Comuna, Mario Rodríguez, habló con ocho periodistas durante 7 minutos, 26 segundos. Durante este tiempo dos agentes de seguridad vigilaron la escena.

Comentá la nota