Tras los cuestionamientos a Edesur, De Vido afirmó que "no está roto el diálogo" con la empresa

Intentó bajarle el tono a la pelea con la firma de capitales españoles, que comenzó cuando el Gobierno le prohibió distribuir sus dividendos; "Tenemos que evitar que se nos fugue capital de trabajo", admitió el funcionario; "El concepto de dividendo es relativo", graficó
Mientras crece la desconfianza empresaria por varias decisiones del Gobierno, el ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, intentó hoy bajarle el tono a la disputa con Edesur, polémica que comenzó cuando una medida oficial le prohibió distribuir sus dividendos.

"Con la empresa [Edesur] no está roto el diálogo, no hay tal polémica", dijo De Vido. "Ellos tienen una visión, nosotros tenemos otra, y como somos la autoridad de aplicación del contrato, lo estamos haciendo cumplir a rajatabla", completó en declaraciones a radio Mitre consignadas por la agencia estatal Télam.

"Tenemos que evitar que se nos fugue capital de trabajo porque no se trata de dividendos. Si hay déficit de inversión y déficit en la excelencia del servicio, eso es falta de capital de trabajo, por lo que el concepto de dividendo es relativo", afirmó De Vido.

Las palabras de ayer. "No existe ninguna intrusión del Estado en Edesur. Hemos impedido que se distribuyan las ganancias porque está en contra de lo que dicen los pliegos de licitación y el contrato, hasta que no esté aclarado que la empresa haya hecho las inversiones que corresponden y tengan los planes de inversión aprobados por el ENRE", dijo De Vido ayer.

Edesur está controlada en un 56,35% por Distrilec, sociedad a su vez participada por la española Endesa en un 51,50% y la brasileña Petrobras en 48,50%. El restante paquete está en poder de dos firmas de Endesa (Enersis y Chilectra) y una mínima parte la tienen los trabajadores.

La italiana ENEL, uno de los grupos eléctricos más importantes del mundo, acaba de comprar el control de Endesa. Las inversiones se expanden por España, Africa, Colombia, Brasil, Perú y la Argentina.

Las empresas argentinas han repartido ya dividendos por $ 6431 millones en efectivo y 213 millones en acciones.

El precio del gas

El ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, aclaró hoy que el Gobierno "subió el techo" de consumo de gas natural durante "un periodo especial entre el 1 de mayo y 31 de agosto, que funcionará todos los años", al tiempo que indicó que no hay "ningún cambio en el caso del GNC". El Gobierno aumentó el techo de consumo anual que se emplea para el cobro de la carga tarifaria -por eliminación de subsidios- en el gas natural por redes, con lo que se excluye del pago a unos 5,4 millones de usuarios de todo el país. En el caso del Gas Natural Comprimido (GNC), De Vido dijo en declaraciones a radio Mitre que "no ha habido ningún cambio para ese sector".

Comentá la nota