Tragedia aérea en Nueva York: mueren 49 personas al estrellarse un avión

Tragedia aérea en Nueva York: mueren 49 personas al estrellarse un avión
Una aeronave de Continental se estrelló contra una vivienda tras precipitarse poco antes de aterrizar en Búfalo, proveniente del aeropuerto de Newark; no hay sobrevivientes; investigan las causas del accidente
NUEVA YORK. En horas de la madrugada, 49 personas murieron cuando un avión estadounidense se estrelló contra una casa en el norte de Nueva York, pocos minutos antes de aterrizar en la terminal de Búfalo. Aún se desconocen las causas del trágico accidente.

La aeronave, un un Bombardier Dash 8 Q-400 de la aerolínea Colgan Air operado por la empresa Continental Airlines, había partido del aeropuerto de Newark con 44 pasajeros y 4 tripulantes a bordo, indicaron los equipos de rescate. En tanto, la víctima restante es una persona que habitaba en el lugar de la caída. "No hay sobrevivientes", dijo a la prensa norteamericana la portavoz de la policía estatal Rebecca Gibbons.

El avión cayó poco antes de la medianoche local, unos cinco minutos antes de aterrizar en el aeropuerto de Búfalo, en la localidad de Clarence, causando la muerte de al menos una persona en tierra y provocando un incendio, precisaron las fuentes.

Según las autoridades locales de Búfalo, se procedió a la evacuación de 12 casas, producto de que se han incendiado, y han trasladado a sus habitantes a hospitales y centros de emergencia para ser atendidos.

Tras el accidente, los restos del avión quedaron envueltos en medio de intensas llamas y una densa columna de humo en el centro de una zona residencial. "Se sintió como un pequeño terremoto" y "un ruido muy fuerte", contó Keith Burtis, residente en la zona.

Por su parte, el coordinador de emergencias del condado de Erie, Chris Collins, calificó de "tragedia" lo ocurrido y señaló que, tras delimitar un perímetro de seguridad en torno a la zona siniestrada, "hay que tener muchos elementos en cuenta para comenzar la investigación".

El funcionario agregó que las autoridades federales estadounidenses de la aviación civil (NTSB, por sus siglas en inglés), así como los expertos de la aerolínea, que tiene su sede en Houston, fueron los encargados del inicio de la investigación tras llegar a la zona del accidente.

Por el momento, las autoridades abrieron una línea de teléfono para informar a los familiares de las víctimas (1-800-621-6263) de la situación tras el accidente.

Los expertos consultados por algunas televisiones como CNN se refirieron a la posibilidad de que las malas condiciones climaticas hubieran podido influir en el accidente.

Un portavoz de Continental Airlines, citado por la cadena CNN, informó de que los equipos de su subsidiaria Colgar Air, que tiene su sede en Manassas (Virginia), han iniciado ya el proceso de recolección de información para ayudar a determinar las causas del siniestro.

Este es el segundo accidente aéreo que ocurre en el estado de Nueva York en menos de un mes. El pasado 15 de enero el piloto de un Airbus-320 de la aerolínea US Airways, que transportaba 155 personas a bordo, se vio obligado a realizar un aterrizaje de emergencia en aguas del río Hudson.

Su pericia evitó lo que pudo haber sido una catástrofe, pues el piloto, Chesly Sullemberger logró que las 155 personas que transportaba en su avión, que iba desde el aeropuerto neoyorquino de La Guardia al de Charlotte, en Carolina del Norte, resultaran ilesos.

Comentá la nota