Trabajan fuerte contra el brote local de dengue.

El alerta máximo se mantiene en el barrio Progreso y se eliminan todo cacharro que pueda anidar al mosquito vector. En el país, la enfermedad ya afecta a 6 mil personas.
El ministerio de Salud de Catamarca admitió el fin de semana que, en vez de 40 casos de dengue, existen más de 4 mil contagiados. La noticia alarma porque en una semana los números de la enfermedad crecieron de modo estrepitoso superando los 6 mil. El escenario regional es cada vez más preocupante, y esto obliga a que a nivel provincial deban extremar las medidas para frenar el avance de la epidemia.

En Corrientes, los responsables sanitarios dieron a conocer el viernes último los primeros 11 casos autóctonos detectados en el barrio Progreso (que se suman a 9 importados, totalizando 20). En tanto, infectólogos consultados por medios nacionales confirman que lo peor del dengue aún no pasó y que azotaría hasta la llegada de los primeros fríos del año.

Frente a este panorama, en un trabajo mancomunado entre el Gobierno provincial y comunal se alistan para reforzar el trabajo de fumigación, descacharrizado y control de cuadros febriles en la zona norte de la ciudad, y, en especial, no quitar la atención del barrio Progreso donde se produjo el mayor brote hasta el momento.

Este medio recorrió las calles más complicadas por los casos de dengue, donde se desarrolló el operativo de limpieza y concientización, y los vecinos manifestaron estar invadidos por el temor y una suerte de psicosis, aunque también admitieron que la fumigación y aseo masivo que tuvo lugar en la zona los dejó más tranquilos.

Acciones

Las tareas para esta semana se dividirán en dos zonas distintas del sector norte de la ciudad; hoy, a partir de las 9, retomarán el operativo en el barrio Industrial y alrededores, donde se comenzará con la etapa de fumigación. En paralelo, otro equipo de técnicos se trasladará hasta Molina Punta.

Como el barrio Progreso es donde se han presentado los 11 casos autóctonos, "estaremos volviendo a pasar a fumigar en los alrededores de las viviendas de los afectados entre el martes y el miércoles próximo", dijo el director de Programas, Juan Pascual.

Testimonio

Andrea Elías, es una de las vecinas con dengue en el barrio Progreso (calle Goya al 2600, a metros de la avenida Maipú) que se animó a brindar su testimonio a El Litoral sobre lo ocurrido en su cuadra.

"Sabemos que los primeros casos datan de mediados de febrero", aseguró la mujer que cuando comenzó a sufrir la sintomatología de la enfermedad que comprende fiebre, dolores musculares y del globo ocular acudió de inmediato a los profesionales médicos.

Según relata, apenas entró a sospechar (también se contagiaron su mamá y esposo) alertó a sus vecinos quienes le confirmaron que también habían tenido síntomas similares, sin embargo, por temor o porque los médicos le diagnosticaron otra casa no constataron el contagio hasta realizarse el viernes las pruebas que dieron positivo.

Es por eso que aconsejó que cualquier persona que padezca los síntomas no dude en recurrir al doctor para evitar que el número de casos se acreciente.

Comentá la nota