Trabajadores de Paraná Metal marchan hasta la autopista a Buenos Aires

La protesta se realizará el próximo jueves cuando vencen las suspensiones que afectaron a los 1.200 empleados de la planta ubicada en Villa Constitución. La UOM admitió que Moreno acercó un interesado en la fábrica.
El jueves próximo los trabajadores de Paraná Metal se movilizarán hasta la autopista a Buenos Aires, a la altura de Villa Constitución, donde reclamarán que se mantengan las fuentes de trabajo. Ese día se vence el sistema de suspensiones que dispuso la empresa, y desde el gremio de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) temen que se concreten despidos.

Hace poco menos de un mes la empresa se presentó en convocatoria de acreedores y dispuso suspensiones sin goce de sueldo para los 1.200 trabajadores de la firma. Se abrieron nuevas negociaciones entre las partes en el Ministerio de Trabajo de la Nación, pero hasta ahora no hubo resultados concretos, por lo que el fantasma de los despidos sobrevuela cada vez más rasante por una ciudad que sufrió durante los últimos meses golpes muy duros como consecuencia de la crisis mundial.

Hace poco más de una semana surgieron versiones que advertían que el secretario de Comercio de la Nación, Guillermo Moreno, había conseguido que un empresario local se interesara en Paraná Metal. Hoy a la mañana, el titular de la UOM Villa Constitución, Alberto Piccinini, admitió a Radio Dos que el empresario Carlos Leone estaba dialogando con el sindicato y el gobierno para "encontrar una forma en sacar adelante la industria".

Leone, un ex directivo de Acindar y accionista minoritario de Paraná Metal, comenzó a interesarse por Paraná Metal después de que Moreno terció en la negociación, cuando la empresa quedó paralizada a mediados de diciembre pasado.

Los representantes de la empresa afirman que la situación financiera se derrumbó después de una caída de las ventas superior al 50 por ciento. La fábrica existe desde 1957. Hasta 2002 se llamaba Metcon y pertenecía a Ford. Las firmas Mansud y Necotyl compraron el paquete y crearon Paraná Metal. La firma producía hasta esta crisis alrededor de 4 mil toneladas mensuales de autopartes de fundición como blocks de motores, tapas de cojinetes, tambores y discos de frenos, entre otras. El 95 por ciento se exportaba.

Comentá la nota