Los Trabajadores Municipales solicitaron un incremento salarial del 15 por ciento.

El petitorio ingresó ayer al Palacio Municipal. Pese a la negativa de conceder aumento, el titular del Sindicato de Trabajadores Municipales, Roberto Martínez Lastra, aseguró que "nos tienen que dar una respuesta". El oficialismo legislativo criticó a los que "fogonearon" el aumento.
El Sindicato de Trabajadores Municipales de Tandil (STMT) presentó ayer por la mañana en forma oficial el petitorio en el que solicitan un incremento salarial del 15 por ciento para los empleados de planta.

Entregado en la mesa de entrada del Palacio Municipal, los trabajadores esperan una respuesta por parte del Ejecutivo comunal, que anticipó días atrás que la decisión política es postergar cualquier demanda de modificación salarial durante el segundo semestre del año, producto de la crisis.

Sin embargo, el secretario general del gremio, Roberto Martínez Lastra, manifestó a El Eco de Tandil que "ellos sabían que en julio íbamos a presentar una nota de pedido de recomposición salarial", cuando se acordó el último aumento.

Por ello, "solicitamos el 15 por ciento de aumento de la pirámide salarial al básico del personal de planta", ratificó el titular del STMT.

Ahora "vamos a esperar que nos convoquen" dado que "nos tienen que dar una respuesta", concluyó.

Al respecto, desde la oposición se manifestaron a favor del incremento que solicitó el gremio y achacaron sobre los "gastos innecesarios" de la gestión de Miguel Lunghi y la suba de la planta personal de la comuna, enfatizando en los cargos de designación política.

"Irresponsables

y demagógicos"

La concejal radical María Haydeé Condino salió al cruce de las opiniones vertidas por sus pares Carlos Mansilla (Unión Peronista), Carlos Calvi y Antonio Ferrer (Frente para la Victoria), que habían pedido una recomposición salarial para los trabajadores municipales.

Condino tildó de "irresponsable y demagógica" la posición de los ediles, porque "conocen perfectamente la baja que se está dando en la recaudación por la crisis económica y sanitaria".

Quien en la última elección renovó mandato hasta 2013 les recordó también que "la Provincia no está cumpliendo con los fondos de la coparticipación, aunque supongo que no pueden desconocer un dato de la realidad de esa magnitud, así que me queda pensar que están haciendo politiquería, o que realmente viven en otro mundo".

"Enorme esfuerzo"

La presidenta de la Comisión de Producción, Trabajo y Medio Ambiente trajo a colación que "el Estado Municipal, con un enorme esfuerzo, otorgó en abril un aumento de 170 pesos remunerativos, anticipándose a la crisis en el inicio de la inflación que no sólo el Indec desconocía, sino también estos mismos concejales amnésicos, porque en ese momento alguno de ellos era kirchnerista".

Asimismo, Condino negó el aumento de personal que le imputan los ediles al Gobierno, y opinó que "es una hipocresía no reconocer que, en realidad, pasó a planta a trabajadores que desempeñaban sus tareas, pero cobrando planes sociales y sin los beneficios que legítimamente les corresponden, esas incorporaciones fueron un acto de justicia social y de consenso con el Sindicato Municipal".

Conjeturó que "probablemente no hagan estas declaraciones con malicia, sino desde el más profundo desconocimiento de la crisis que nos golpea, ya que nunca vi a Ferrer ni Calvi en las reuniones del Comité de Crisis y Mansilla está por quedar libre de faltas".

En la misma línea, agregó: "Aseverar que con los recursos destinados al mantenimiento de plazas y paseos se puede reunir una suma significativa para dar un aumento de salarios es no haber leído jamás el Presupuesto Municipal".

Por último, explicó que "el pedido de aumento no es injusto, aunque se haya dado uno en abril, pero salir a fogonearlo desde la oposición en medio de un contexto alarmante, con más de 500 suspendidos de las industrias tandilenses, con despidos que van creciendo semana a semana y con recursos provinciales que no llegan, es de una descarada irresponsabilidad".

Comentá la nota