Trabajadores municipales y el Ejecutivo llegaron a un acuerdo

Con la presencia de unos 200 trabajadores municipales, ayer se resolvió en asamblea aceptar la propuesta de mejoras salariales que elaboró el Poder Ejecutivo.
Los representantes del SOEM y la APJ anunciaron incrementos en los salarios en la modalidad de adicionales y una evaluación del desempeño del personal. Hoy ambas partes van a la Subsecretaría a sellar el acta definitiva.

Con un importante apoyo de los trabajadores, que avaló el mandato tanto para el Sindicato de Obreros y Empleados Municipales (SOEM) como para la Asociación del Personal Jerárquico (APJ), ayer se aprobó en asamblea la propuesta que elevó la Intendencia en el último día de la conciliación obligatoria.

Si bien el incremento logrado no será incluido al sueldo básico (salvo el 5% aprobado por el Concejo Deliberante), la sumatoria de adicionales logrados en la discusión que se abrió en el marco de la conciliación obligatoria alcanzó para dejar satisfechos al grueso de los trabajadores que asistieron ayer al gimnasio municipal 1.

La propuesta contempla el aumento del 5% originariamente otorgado por el Ejecutivo oportunamente y da lugar a una mejora sustentada en la evaluación de desempeño del personal de planta municipal, segmentado por categorías, que va desde los 300 pesos para las categorías 10 a 18, de 400 para la 19 a 21 y 500 de la 22 a la 24, hasta tanto se aplique definitivamente la calificación para dicho fin.

Asimismo, está previsto el aumento de los adicionales por incompatibilidad y título, y una asignación especial de fin de año, similar a la percibida durante el año pasado.

Por otra parte, establece el traspaso gradual a suma remunerativa de la asignación familiar alimentaria, con un cronograma que traspasara los 600 pesos a lo largo de los próximos dos años, comenzando en diciembre próximo, quedando de este modo regularizada la estructura salarial del empleado municipal.

Sin embargo, el núcleo del acuerdo se basa en premiar el buen desempeño, con lo que se busca mejorar las condiciones salariales en el marco de un funcionamiento más eficiente del Estado, es decir relacionando de esta manera los beneficios con mejoras en las prestaciones que el municipio les brinda a los vecinos.

El referente de la APJ, Roberto Astete, quien fue el encargado de explicar los alcances de la propuesta oficial, destacó que en la mesa de negociación se hayan conseguido "reacondicionamientos en ítems que estuvieron congelados muchos años, como título por estudio y valoración de la tarea desempeñada".

La conciliación obligatoria había sido dictada de oficio por la Subsecretaría de Trabajo después de 21 días de paro, lo que provocó innumerables problemas en la recaudación municipal y el funcionamiento normal del municipio.

De esta forma el conflicto entre los empleados y la Municipalidad de Comodoro Rivadavia tuvo su fin ayer en la asamblea y anoche ambas partes se habían reunido para sellar el contenido del documento.

El titular del SOEM, David González, aseguró que "nos hemos esforzado para buscar salidas alternativas que conformen a todos y, afortunadamente, los afiliados han coincidido con nosotros al votar de forma positiva en la asamblea".

"Uno pretende mucho más", admitió González, pero también señaló que se ha estado "buscándole la vuelta para que todo el mundo esté conforme, a ver cómo podemos distribuir lo poco que hay para todos".

Sobre el último aumento otorgado del 5% y la aprobación del Concejo Deliberante, Astete reconoció que "si sumamos ese incremento y lo que se ha conseguido ahora con estos adicionales, percibiremos una suba significativa, pero que además contempla lo solicitado originalmente. No lo hemos podido anexar al básico pero se han obtenido mejoras importantes que fueron aceptadas por la mayoría de los trabajadores en la asamblea".

Comentá la nota