Trabajadores y funcionarios tratarán de encontrar una salida

El Arzobispados de Tucumán será, nuevamente, escenario del encuentro entre las partes en conflicto con el objeto de encontrar una salida a la problemática salarial que haga normalizar el sistema de salud en la provincia.
Luego de una semana de duros cruces entre las partes, hoy se volverán a reunir los funcionarios del Poder Ejecutivo de Tucumán con los delegados de los trabajadores de la salud autoconvocados con el fin de encontrar una salida al conflicto que ingresa en su semana veinte, y que mantiene paralizado gran parte de los servicios sanitarios en toda la provincia.

El escenario será nuevamente la sede del Arzobispado de Tucumán, donde Monseñor Luis Villalba se encontrará con las partes con el objeto de poder llegar a un punto de coincidencia y lograr destrabar el conflicto que afecta, directamente, al sector social con menos recursos de la población tucumana.

Durante toda la semana pasada ambos sectores intercambiaron acusaciones y críticas que hacen que el encuentro de hoy sea observado con mucho escepticismo por parte de un gran sector de la sociedad, que espera que se logre una solución o por lo menos se encuentren coincidencias para continuar con las conversaciones, pero con los centros asistenciales en pleno funcionamiento.

El propio Arzobispo de Tucumán se esperanza en que se pueda conseguir una salida al conflicto "por el bien del conjunto de la sociedad, en especial por los que menos tienen", lo supo señalar en diálogo con los medios.

Los comentarios previos sobre cual sería el ofrecimiento que llevarían los funcionarios del Ejecutivo al encuentro ya habría causado el rechazo por parte de los autoconvocados, pues estiman que "es más de lo mismo", haciendo referencia a las propuestas anteriores, también realizadas en la misma sede donde se desarrollará el encuentro

Comentá la nota