Vaz Torres aseguró que el Fondo del Bicentenario es la única alternativa

El titular del Ministerio de Hacienda de la Provincia adhiere al respaldo del Gobierno correntino a la controvertida propuesta de la Administración de Cristina Fernández. Se profundiza la alineación local a las políticas diseñadas en Casa Rosada.
El Ministro de Hacienda y Finanzas de la Provincia, Enrique Vaz Torres, respaldó ayer "técnicamente" la postura "política" esgrimida por el gobernador de Corrientes, Ricardo Colombi, relacionada a la conformación del polémico Fondo del Bicentenario, iniciativa de la presidente, Cristina Fernández de Kirchner, para cancelar los vencimientos de deuda 2010 del Estado nacional.

La alineación política del Gobierno correntino a la Administración nacional ya le dio serios dolores de cabeza a Ricardo Colombi. Es que el Comité Nacional de la Unión Cívica Radical (UCR), fuerza política a la que pertenece el Mandatario provincial, le suspendió su afiliación (luego de que el Gobernador señalara que apoyaría la candidatura "K" en los comicios presidenciales de 2011) y el mismo día en que accedía al "sillón de Ferré" se manifestaron contrariados por la postura asumida.

Sin embargo, el jueves Ricardo Colombi le dio un nuevo guiño al kirchnerismo al respaldar la conformación del Fondo del Bicentenario que, por estos días, se debate en el Congreso de la Nación.

Ayer fue el turno de Vaz Torres de respaldar la posición del Gobierno provincial y, por consiguiente, la iniciativa del Gobierno nacional.

El titular de la cartera económica provincial dijo que "hemos concluido que se trata ésta de la alternativa más eficiente desde el punto de vista económico y financiero para atender el gasto público".

Vaz Torres, un ministro que se caracteriza por explicaciones sumamente técnicas, consideró que en la coyuntura no es aconsejable bajar el nivel de gasto público teniendo en cuenta que esto disminuiría el nivel de demanda agregada y acentuaría aún más el cuadro recesivo. Vaz Torres dijo que, en este marco, es necesario evaluar las distintas alternativas para financiar el gasto que moviliza la economía.

"Visualizamos en este razonamiento dos posibilidades: emisión monetaria o acceso a los mercados de capitales para la obtención de créditos a buenas tasas, esta segunda alternativa sólo sería posible cancelando parte de la deuda", puntualizó.

Cuando evaluó una posible emisión monetaria, el funcionario dijo que ello traería aparejado "sin dudas" un proceso inflacionario. "La expansión monetaria es la alternativa más costosa porque genera inflación, y sabemos que ello es un redistribuidor ciego de la riqueza", señaló, tras lo cual agregó que no sólo la termina padeciendo fuertemente el asalariado, sino que además tiene un profundo impacto negativo sobre los presupuestos provinciales.

"Si la inflación se dispara, el ajuste por Coeficiente de Estabilización de Referencia (CER) de las deudas estructuradas de las provincias y los servicios de deuda van a castigar muy fuertemente los presupuestos provinciales", vaticinó.

Por ello aseguró que la vuelta a los mercados de capitales bajará la tasa de financiamiento para el Estado y para el sector privado (considerando que la tasa de interés que paga el Estado es el piso para el sector privado). Del mismo modo, señaló que se evita un escenario de mayor inflación; "siempre y cuando se haga una utilización prudente del excedente que se logra al incorporar las reservas al presupuesto".

Por otra parte, explicó que el acceso a los mercados representa un "mecanismo neutral desde el punto de vista de la política monetaria que ayudaría a financiar el gasto nacional, en tanto se contemple el financiamiento de las provincias".

El eterno dilema del "huevo o la gallina"

Enrique Vaz Torres, ministro de Hacienda de la Provincia, señaló que hasta no tener definido el mecanismo de financiamiento de los vencimientos de la deuda, el Gobierno provincial no mandará a la Legislatura el Presupuesto correspondiente a 2010.

Sin embargo, desde la oposición justicialista señalan que es necesario primero contar con el Presupuesto para saber cuánto se deberá refinanciar y que ésta será la postura que asumirá el Gobierno nacional cuando Corrientes solicite la reprogramación de sus pasivos.

Para los peronistas "se trata de una discusión terminada", tal como lo señaló Fabián Ríos, uno de los hombres fuertes del justicialismo y funcionario nacional, quien dijo que el Presupuesto es un paso previo a la solicitud de refinanciación de la deuda.

De todas maneras, Vaz Torres repite una vieja excusa, ya utilizada en el Gobierno anterior, para no girar el Presupuesto. Mientras tanto, la Provincia continúa con la prórroga del último cálculo de ingreso y gastos aprobado, es decir, de 2008. A esta altura, aquellos valores resultan improcedentes.

Comentá la nota