La tormenta generó destrozos en Capital

El fuerte temporal que afectó a la Capital correntina en la mañana de ayer sólo dejó daños materiales y varias calles anegadas, lo informó la directora de Defensa Civil provincial, Paula Servín. Estiman que hoy continuará la lluvia, mañana volvería el sol y agua para el fin de semana.
Minutos después de las 5 comenzó la tormenta que se extendió hasta cerca de las 10, en ese tiempo cayeron 55 milímetros que llegaron acompañados por vientos de hasta 45 kilómetros por hora. Esa tormenta produjo caída de árboles en algunos barrios de la Capital, caída de algunos tendidos de cables y casas humildes parcialmente destruidas por el granizo que cayó en algunos sectores de la ciudad.

En diálogo con EL LIBERTADOR, la directora de Defensa Civil, Paula Servín, indicó: "Estuvimos recorriendo la ciudad desde las primeras horas de la mañana tras el temporal, y no hemos constatado que hayan existido más que daños materiales. Lo único de consideración han sido averías en casas humildes, producidas por la caída de granizo que ocurrió en algunos sectores".

Los vientos que alcanzaron a desarrollar una velocidad de 45 kilómetros por hora llegaron a derribar árboles añejos, tanto sobre la Costanera y Avenida Vera como así también en algunos barrios.

Esta situación produjo que algunas arterias barriales quedaran parcialmente cerradas durante gran parte de la mañana.

"Estamos trabajando -dijo ayer por la mañana Servín- en los distintos barrios y a su vez articulando las medidas operativas en toda la provincia, por lo que a veces se nos imposibilita dar una respuesta inmediata a algunos problemas", comentó.

RIESGOS

Según indicó a EL LIBERTADOR la responsable del área de Defensa Civil, "los barrios más afectados son los ribereños, ya que esos estuvieron afectados por la creciente del Paraná y ahora esta cuantiosa lluvia trajo aparejado problemas de salubridad y habitabilidad", comentó.

Comentá la nota