No todas las obras de emergencia están listas

A casi un año de la declaración de emergencia hídrica en la provincia, la mayoría de los trabajos comprometidos se realizó, pero cuatro obras que, según cálculos oficiales, hubieran incrementado un 20% la red y beneficiado a habitantes de la periferia y de la zona de bardas, no comenzaron o ni siquiera se licitaron.
Los datos surgen del pedido de informes presentado por la diputada Soledad Martínez, del Frente Grande en Alternativa Neuquina, que en noviembre consultó al EPAS respecto del estado de avance de las 18 obras comprometidas con el decreto 26/08, dictado el 15 de enero de 2008.

Con fecha del 6 de enero, la gerente general de ingeniería del EPAS, Cristina Zalazar, informó que 14 de los trabajos previstos por la norma comenzaron e incluso están en funcionamiento, aunque ninguna de las obras cuenta con la recepción definitiva ya que se encuentran en garantía. La funcionaria adjuntó una planilla en la que se detalla el estado de avance y la situación actual de los trabajos, con las distintas observaciones en cada caso.

En el listado se destaca que el refuerzo del sistema Bejarano, que según la declaración de emergencia iba a incrementar el agua en la red en un 10% y que beneficiaría principalmente a los barrios 250 viviendas, Mudon, Muten, UTEDYC y la zona entre calles Catriel y Godoy, no fue licitado. Lo mismo ocurre con el aumento en la producción del pozo 7, que implicaba una obra de captación directa al río Limay en el balneario Río Grande, con una planta de filtrado de 200.000 litros por hora que hubiese permitido subir el caudal de bombeo en otro 10%, pero en este caso hacia los barrios del noreste y centro: Confluencia, Santa Genoveva, Provincias Unidas, Sapere, Villa Farrel, Mariano Moreno, Belgrano y Villa María.

Las otras dos obras, licitadas pero sin iniciar, son centrales en el abastecimiento para barrios del centro y noroeste. Una de ellas es la construcción de dos estaciones de bombeo en Parque Industrial. Según el decreto, la primera serviría para derivar 90.000 litros por hora a las cisternas de barrio Alta Barda, que abastecen a Mercantiles, Bardas Soleadas, Copol y 14 de Octubre, y reúnen, entre todos, a unos 10.000 habitantes. Otra obra licitada pero sin iniciar son los nudos reguladores para distribuir el agua el sistema Leguizamón, que abastece el centro oeste y Alta Barda. En el listado que el EPAS remitió a Martínez figuran otras 14 obras. De ellas, 12 están en funcionamiento y permitieron, al menos en lo administrativo, no prolongar la emergencia.

Comentá la nota