Tibio primer paro general del año en Uruguay

Bajo el lema "Que la crisis no la pague el pueblo", el principal sindicato uruguayo realizó ayer su primer paro general del año. La medida, que duró de las 9 a las 13, tuvo un acatamiento parcial y afectó mayormente a Montevideo y la zona metropolitana. Durante el acto final frente a la sede del PIT-CNT en el centro capitalino, el discurso no fue tan duro con el gobierno como otras veces, pero sí cuestionó la supuesta inacción del presidente Tabaré Vázquez ante la crisis económica y las secuelas que se avecinan. "Durante este período es necesario intervenir la banca privada para evitar la transferencia al exterior de capitales que no estén justificados en el proceso productivo y comercial del país", señaló el documento que entregó la cúpula sindical al final de la jornada.
El acatamiento tampoco fue tan alto como los de las huelgas generales de año pasado. Los maestros no adhirieron a la medida y tampoco se vio afectado el transporte público. Sí participaron la Federación de Profesores de Educación Secundaria (Fenapes) y la Federación Uruguaya de la Salud (FUS). Hasta las 14, la mayoría de las escuelas y hospitales estuvieron paralizados.

Una vez finalizada la medida de fuerza, los sindicatos se movilizaron a la avenida 18 de Julio, desde donde caminaron hasta la sede de la central sindical. Los principales oradores del acto fueron Fernando Gamderay, José Franco, del sindicato de la pesca, quienes atacaron sin ambigüedades la política económica del gobierno del Frente Amplio, el sector empresarial y la Cámara de Comercio local.

"Los empresarios dicen lo mismo que han dicho siempre, lo primero que quieren hacer es defender sus propios intereses", criticó Gambera, a los que reclamaban al gobierno planes de salvataje para el sector privado. "Reconocemos los efectos y problemas que pueden tener las empresas, pero pedimos que se estudie caso a caso, habrá negociación colectiva y allí los trabajadores hemos demostrado que sabemos comprender las situaciones por las que atraviesa cada empresa en particular", agregó. El Pit-cnt pidió evitar los despidos y propuso, en contraposición, reducir la jornada laboral. Además planteó la posibilidad de dedicar un día a la semana para mejorar la capacitación, y el aumento de los aportes al Fondo de Reconversión Laboral para solventar seguros de desempleo complementarios.

El desempleo en Uruguay aumentó en enero de 2009 y se situó en 7,8 por ciento, según cifras oficiales. En los últimos meses sectores como la industria frigorífica, curtiembres y lácteos enviaron personal al seguro de paro ante la caída de las exportaciones en esos rubros. Según pronósticos del gobierno, la economía seguirá creciendo en 2009, pero los efectos de la crisis mundial comenzaron a sentirse en el país, mientras algunos analistas han advertido sobre una posible recesión en el primer o segundo trimestre.

Los rumores sobre una posible recesión crecen en medio de la campaña presidencial, en la que el Frente Amplio es favorito para reelegirse. Los dos candidatos del oficialismo, el ex ministro de Agricultura y Ganadería Jose "Pepe" Mujica, y su par en Economía, Danilo Astori, reconocen que los próximos cuatro años serán duros, pero no se animan a arriesgar cifras.

La central sindical aprovechó el acto de ayer para celebrar el éxito de la campaña de recolección de firmas para convocar a un referéndum que anule la Ley de Caducidad y abra la puerta a juicios de la verdad contra todos los represores de la dictadura.

Comentá la nota