Las textiles sufren una caída del 40% en su actividad

Las fábricas de Tucumán están sintiendo con fuerza el impacto de la crisis financiera internacional en su actividad. Según fuentes empresarias consultadas por LA GACETA, la demanda de sus productos cayó en promedio un 40%, lo que está complicando las finanzas de las industrias instaladas en Tucumán.
Muestra de ello es que Santista textil (ubicada en Famaillá) anunció ayer que prescindirá de entre 60 y 70 operarios del personal eventual. Según explicaron fuentes empresariales del sector a LA GACETA, la industria posee un sobrestock de mercadería, ante la caída de las ventas. Resaltó que están atravesando una situación muy difícil y que ante ello se decidió prescindir de todo un turno de los cuatro diarios de trabajo.

“La ex Grafa anunció hace una semana que se iba a parar la producción durante 35 días y que con eso alcanzaría para paliar la situación, pero ahora decidieron cerrar un turno. Se suspendieron a 120 operarios, de las cuales quedarán fuera entre 60 y 70 y el resto será reacomodado en otras funciones”, explicó el apoderado legal del gremio textil, Luis Salado.

El abogado resaltó que las suspensiones en Santista permite confirmar la grave crisis que atraviesa el sector textil a nivel nacional. Además, alertó que lo más grave sucederá a fin de mes: Alpargatas ya anunció que suspenderá a todo su personal durante 28 días a partir del 29 de diciembre. “Se adelantarán vacaciones y, a los que no les alcancen los días, directamente serán suspendidos. Son 1.400 personas en total”, detalló. Agregó que Tecotex también trabaja a media máquina y que todo el sector estará aún más complicado en 2009. “Estamos invadidos por productos de China que están matando nuestra industria”, denunció Salado.

Comentá la nota