Termina la cosecha algodonera con buena calidad y bajos rendimientos

El delegado extensionista del Ministerio de la Producción, ingeniero agrónomo Raúl Costa, brindó detalles respecto a la difícil situación que vive el campo en nuestra zona como consecuencia de la sequía, la campaña algodonera y otros cultivos que se practican en la zona con perspectivas desalentadoras para próximas siembras si no se registran lluvias importantes.
En declaraciones a F.M. Panorama Extra el ingeniero Raúl Costa, fue categórico: "La sequía que ya venimos llevando casi tres años, no solamente porque algún año ha sido de escaso milimetraje sino por las temperaturas muy altas, las tres cosechas que hemos tenido han sido de un nivel muy pobre, tanto girasol como soja y algodón donde estamos muy por debajo de los rendimientos promedio.

Ahora, iniciando la recta final de la cosecha algodonera, con alrededor de un 75 a 80% de algodón recolectado, creo que no estamos superando 600 kilos por hectárea en nuestra zona, así que se ha hecho sentir fuertemente la sequía en los bajos rendimientos aunque medianamente se ha mantenido una buena calidad porque prácticamante no ha llovido en el transcurso de la cosecha".

Dependemos del clima

Con relación a la continuidad de siembras en nuestra zona, el Ingeniero Costa evaluó: "Realmente dependemos tanto del clima, por ejemplo en el caso del trigo casi lo podemos descartar, si bien la nuestra no es una zona triguera pero un poco siempre se hace, alrededor de tres o cuatro mil hectáreas, sin embargo da la impresión de que este año prácticamente no va a haber trigo porque no ha llovido y no hay perspectivas, realmente no sabemos si puede haber alguna lluvia que sea útil para este cultivo todavía, pero se ha secado el perfil del suelo hasta una profundidad importante. Y tendrá que llover bastante bien, no solo en cantidad sino en calidad de lluvia, para pensar en una siembra inmediata de girasol, porque estamos ya prácticamente a mediados de junio y a partir de aquí en más mucha gente quiere sembrar girasol. Julio y agosto son meses todavía propicios y eventualmente en septiembre una siembra tardía que mucha gente a veces se arriesga, pero tiene que haber humedad en el suelo que es lo que está faltando, con perspectivas de lluvias escasas para un invierno frío y seco como el que promete presentarse.

La intención de siembra de girasol es importante, podría superar las quince mil hectáreas, pero la falta de lluvias lo está limitando muchísimo". Finalmente el ingeniero Costa expresó que los demás cultivos todavía está por verse. "Todavía es muy temprano para hablar de cultivos que pueden hacerse en octubre, noviembre o diciembre dijo- esperemos que el clima acompañe, porque la intención de siembra en girasol y algodón es importante, también el tema de la soja el productor ya se acostumbró a sembrar y seguramente va a mantener una superficie de acuerdo a las condiciones de clima y precio, pero, reiteró que tienen que registrarse lluvias importantes que hagan variar el panorama.

Comentá la nota