Tensión en las filas policiales ante indefinición de Gobierno por el blanqueo salarial

Un gran malestar se generó esta tarde en las filas policiales en las ciudades de Río Grande y Ushuaia, a partir de comunicaciones que se han efectuado de sus representantes ante el Consejo del Salario, los cuales se encuentran reunidos en la jefatura en la ciudad de Ushuaia.
Los representantes elegidos por los efectivos ya han culminado su tarea y elevaron un informe al Gobierno Provincial, planteando la modalidad en que debe implementarse el blanqueo salarial, pero sin recibir respuesta alguna. El Subcomisario Daniel Moraga, que representa a los oficiales superiores en el Consejo, señaló que hay impaciencia ante el planteo de “tecnicismos” que no hacen otra cosa que “dilatar” la resolución del problema. Entretanto las filas policiales se han declarado en alerta con reuniones de las esposas de uniformados en Campolter y rumores de autoacuartelamiento.

Los representantes del Consejo del Salario se encuentran reunidos en la jefatura junto al Subjefe de la Policía, Herminio Soloaga, todos a la espera de una respuesta definitiva de parte del Gobierno Provincial, sobre el informe elevado de este cuerpo elegido por los efectivos de la provincia.

El Subcomisario Daniel Moraga, quien representa a los oficiales superiores dentro del Consejo del Salario, manifestó, “estamos esperando una respuesta del Ministro de Economía por que hoy veníamos para una respuesta y vemos que la cuestión va dilatándose”.

Los efectivos se retiraron esta tarde de Casa de Gobierno, donde se lleva a cabo una reunión entre los ministros para resolver esta cuestión, pero en lugar de ello se plantearon “tecnicismos” que muestran la falta de “querer decidir si hacen el blanqueo de ítems y como lo hacen, pero en lugar de ello dilatan la respuesta”, manifestó Moraga.

El Consejo del Salario ya elevó una resolución al Gobierno Provincial planteando el blanqueo total de ítems y la regularización total de los haberes policiales, sobre lo cual ya se habían establecido rumores sobre una intención del Ejecutivo de aplazar la decisión al próximo año, lo que cayó como un balde de agua fría para los uniformados.

Carpa de esposas y rumores de autoacuartelamiento

La incertidumbre ante esta falta de respuesta ya se tradujo en rumores de todo tipo en las filas policiales, tanto de Río Grande como en la ciudad de Ushuaia, desde donde los efectivos siguen con preocupación este tema.

El malestar es de tal envergadura, que las esposas de policías comenzaron a autoconvocarse en la sede de Campolter, planteando la posibilidad de emplazar una nueva carpa, a la vez que son fuerte los rumores de un autoacuartelamiento si no se recibe una respuesta.

Comentá la nota