Tensión por la falta de agua; proveyó el municipio

Los piqueteros de Barrios de Pie advirtieron que el miércoles próximo se movilizarán para presionar a las autoridades. Este jueves el Municipio mandó camiones cisternas a los barrios más comprometidos.

El municipio repartió agua potable en los barrios.

Piqueteros de Neuquén amenazaron este jueves con movilizaciones y cortes de calles, en reclamo de la normalización del servicio de agua y la entrega de 500 tanques de almacenamiento para los barrios más pobres de la ciudad. El mismo día, el Municipio, a cargo del intendente interino Néstor Burgos, dispuso camiones cisterna que entregaron agua potable en los barrios donde había mayor carencia del vital elemento.

Los reiterados inconvenientes en el suministro del servicio, originados en la rotura de acueductos de la ciudad, pusieron en alerta a algunas organizaciones sociales como Barrios de Pie, que ya hicieron sus reclamos a las autoridades municipales y provinciales, pero hasta el momento, no tuvieron respuesta.

Jorge Peralta, coordinador de Barrios de Pie, anunció que el próximo miércoles realizarán una movilización con corte de calles, para presionar por la normalización del servicio.

"Estuvimos yendo a Desarrollo Social del municipio y nos dicen que no hay nadie hasta febrero; con Desarrollo Social de provincia nos hemos estado tratando de comunicarnos, pero no pudimos hacerlo, esto por teléfono, así que hoy vamos a ir personalmente", explicó el dirigente a los micrófonos de LU5.

Según Peralta, los problemas más graves por falta de agua se registran en la toma 7 de Mayo, Almafuerte II, Los Hornitos y Valentina Sur.

"Calculo que hay 70 tomas en la ciudad y deben haber más problemas", indicó Peralta. Dijo que de acuerdo con el relevamiento que realizaron por distintos sectores, se necesitan cerca de 500 tanques de agua para paliar la grave situación.

Por la tarde, el municipio capitalino comenzó a distribuir agua con camiones cisterna, en un intenso operativo que procurió paliar aunque sea en parte la crónica carencia, que todavía no se soluciona pese a los anuncios, y a la inminencia de la inauguración del acueducto que traerá agua desde el lago Mari Menuco.

Comentá la nota