Se tensa la relación entre el sindicato y operadoras petroleras.

El Ministerio de Trabajo de la Nación decidió prorrogar por el término de cinco días, la conciliación obligatoria resuelta para el sector de petroleros privados. Desde la Federación advirtieron que el periodo de paz social se rompe por responsabilidad de la autoridad laboral y las empresas.
RIO GRANDE.- el Ministerio de Trabajo de la Nación decidió prorrogar por el término de cinco días, la conciliación obligatoria resuelta para el sector de petroleros privados.

Desde la Federación advirtieron que el periodo de paz social se rompe por responsabilidad de la autoridad laboral y las empresas.

Según señala el portal www.unpueblochico.com.ar, en el acta, los dirigentes de la Federación Argentina Sindical del Petróleo y Gas Privados dejaron expresa constancia, dirigiéndose al Ministerio de Trabajo de la Nación, que hasta la fecha no han tenido "respuesta de ese ente administrativo".

Asegurando que, por el contrario, han seguido "los despidos y suspensiones". "No ocupándose ese Organismo de Estado de esta gravísima situación de la que fueran notificados", advierten.

De todas formas los funcionarios del Ministerio de Trabajo de la Nación resolvieron prorrogar por cinco días el periodo de conciliación obligatoria, medida que tiene pocas posibilidades de alcanzar un resultado positivo.

Vale recordar que hace tan solo algunos días atrás, el secretario General de los petroleros fueguinos, Luis Alberto Sosa, indicaba que con la paz social impuesta por la Nación "nos perjudicamos los trabajadores petroleros de todo el país. Porque no hubo avances en discusiones por la zona, en los reclamos de aumentos por convenio y nos quedamos con el último aumento salarial logrado en septiembre del año pasado".

Luis Sosa dijo además que la postura de los petroleros fueguinos, de no prorrogar la paz social, es compartida por "otros sindicatos hermanos de distintas provincias, hay secretarios Generales de todo el país que ya manifestaron su molestia y por eso se había votado el paro último que solo se suspendió por la conciliación obligatoria que se aplicó faltando ocho horas para el inicio de la medida de fuerza", indicó.

Sosa dijo también que la posibilidad de una medida nacional es inminente y lamentó "si estamos próximos a una elección, no estamos en contra de este Gobierno pero tenemos que decir que tampoco han hecho nada por los trabajadores petroleros", aseveró el gremialista.

Comentá la nota