Te tengo de algún lado

Te tengo de algún lado
COPA PETROBRAS / FINAL ENTRE GAUDIO Y ZEBALLOS: El Gato cierra el torneo frente al máximo favorito, con quien comparte entrenamientos.
Recién llegado de España, donde acompañó la promoción de El secreto de tus ojos, Ricardo Darín luce la que es quizá la gorrita de tenis más buscada del momento, la sigla RF (Roger Federer) roja sobre fondo negro. Jorge Martínez, colega suyo y ex compañero de Tenis por la Vida, aquella exhibición de los 80/90 a beneficio que juntaba a tenistas con actores, también disfruta de la recuperación de Gastón Gaudio. El Gato tiene algunas cositas de Tenis por la Vida: convoca no sólo por el tenis sino por sus gags, logra una conexión con el público que excede el ámbito de la raqueta, ensaya drops, globos, jugadas de lujo, para desarticular a Juan Ignacio Chela y llegar a una esperada final de la Copa Petrobras de Buenos Aires. A partir de las 11.30, Gaudio enfrentará al máximo favorito, Horacio Zeballos, buscando su segundo challenger del año (ganó en Túnez). Televisa TyC Sports.

Gaudio es el hombre del torneo, por más que hoy aparezca en el puesto 296° del ranking. Ya desde el miércoles no quedaban entradas para los partidos en los que estaba programado. El apunta que, tras superar problemas físicos, es el primer torneo del año al que llega realmente bien preparado. Se notan las ganas extra por jugar en el Vilas, "el club donde empecé mi etapa profesional, hace ya casi 13 años". Las victorias sobre Máximo González y Juan Ignacio Chela (6-4 y 6-2) lo demuestran. En un partido repleto de quiebres, en el que el Chelita apenas conservó el saque dos veces, Gaudio se lució haciendo correr al rival, ganó un primer set clave y administró la impaciencia de Juan, para llegar a otra final en Buenos Aires (ganó la Telmex en 2005).

Zeballos lo conoce bien al Gato: ambos comparten entrenador, Alejandro Lombardo. El zurdo de Mar del Plata se sacó los nervios en el primer partido (frente al brasileño Ricardo Hocevar) y ayer superó un bache en el inicio del segundo set (1-3) para vencer al voluntarioso brasileño Julio Silva por 6-3 y 6-3. Entre el respeto (o la falta del mismo) que le pueda tener Zeballos al Gato, y cómo haya terminado Gaudio físicamente tras el esfuerzo de sus últimos partidos, pasarán las claves que inclinarán la balanza en la gran final.

Comentá la nota