Temor laboral de algunos ex empleados de las AFJP

Un grupo considerable tiene un contrato de sólo un año con la Anses y otro aún espera que la AFIP o la Aduana los absorba.
Parte de los 550 ex trabajadores de las Administradoras de Fondos de Jubilaciones y Pensiones -AFJP- en Mendoza, aún se debaten en un futuro incierto en términos laborales. "Algunos ex compañeros que aún no están trabajando han recibido solamente llamados de organismos del Gobierno como la AFIP, pero aún no tienen trabajo en concreto", señaló Luis Sosa, ex empleado de la AFJP Máxima y actual trabajador del PAMI.

Más allá de la notificación de la Administración Nacional de Seguridad Social (Anses) que fijó una metodología para incorporar ex empleados de las AFJP a las dependencias del Estado nacional (ver recuadro) lo cierto es que aún reina incertidumbre entre algunos de los ex trabajadores de las AFJP.

Según un testimonio de un ex empleado de la AFJP Máxima, que en la actualidad se desempeña en la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses), ha debido firmar un pre contrato laboral de 12 meses para poder tener trabajo en el organismo. En diciembre fue incorporado y no recibió capacitación alguna, solamente aquella proveniente de los consejos de empleados de la Anses.

"Mi sueldo tampoco ha sido respetado. En la actualidad estoy cobrando menos que cuando estaba en Máxima. Tampoco sé qué pasará conmigo en términos laborales; si me renovarán mi contrato o no", señaló el ex empleado.

En otros casos la escasez de ofertas laboral desde los organismos del Estado nacional es aún más preocupante. Según Sosa hay organismos como la Administración Federal de Ingresos Públicos -AFIP- que aún no han cumplido sus propuestas de trabajo.

"Tengo un compañero que me comentó que lo habían llamado para tener una entrevista laboral desde la Aduana. Pero en concreto no hay ningún ex empleado de AFJP trabajando en alguna dependencia de la AFIP en Mendoza", destacó Sosa.

Y añadió: "Existe una dualidad en la situación laboral de los ex empleados de las AFJP en Mendoza. Por una parte se encuentran los más de 80 ex empleados de las AFJP que fueron absorbidos por el PAMI. En esos casos poseen relación de dependencia y ya están incorporados a la planta permanente. Hay otro grupo que se ha sumado a la Anses, pero su situación es de contratados y hay otros ex trabajadores que están recibiendo llamados para concertar entrevistas laborales pero sin una propuesta real y concreta".

También en el nuevo derrotero laboral hay ex empleados que tuvieron más buena fortuna a la hora de insertarse en el mundo del trabajo. Por ejemplo AFJP como Futura, Unidos, Arauca, Nación no despidieron a su personal y fueron absorbidos a través de los bancos que sustentaban esas AFJP.

En esos casos puntuales los ingresos de los trabajadores de comercialización no eran generados sólo por la AFJP, sino también por comisiones en la venta de seguro, obra social, entre otros servicios.

También hubo ex empleados que decidieron insertarse en sindicatos, en otras empresas, o decidieron que era hora de fundar su emprendimiento propio. "El final de las AFJP podría haber ocasionado que más de 10 mil personas que trabajaban a nivel nacional formaran un nuevo ejército de desocupados. A pesar de todo, el daño no fue mayor y gran parte de los ex empleados de las AFJP ya están trabajando", concluyó Sosa.

Lo que dice la norma

Según el espíritu de las leyes en la resolución 1/2009 publicada en el Boletín Oficial el 13 de enero, estableció que se garantizaría el empleo de los dependientes no jerárquicos de las AFJP que optaran por incorporarse al Estado en cualquiera de sus dependencias.

Así la letra puntualiza: "Se incorporará a la administración nacional a aquellos empleados que tuvieran la categoría de dependientes y no de jerárquicos, que fueran despedidos luego de la sanción de la ley de eliminación del sistema de capitalización".

Comentá la nota