Temen que el Gobierno no concrete el plan Maíz Plus

La cosecha de maíz, que podría superar las 20 millones de toneladas, fue una noticia tan buena como inesperada para muchos. Excepto, quizá, para el Gobierno, que hace exactamente un año reglamentó el Maíz Plus, un mecanismo de compensación al aumento de la producción que implicaría, en la práctica, una baja a las retenciones del cultivo, pero del que hoy allí nadie parece acordarse.
En diciembre de 2008, al anunciar el plan Maíz Plus, la presidenta Cristina Kirchner había dicho que quería impulsar la siembra de los cereales. El programa estipula beneficios fiscales progresivos, equivalentes a la baja de varios puntos en las retenciones, para cada millón de toneladas extra de producción que se agregue a la estimación base de cosecha 2009/2010 hecha por el Gobierno, que para el caso del maíz, es de 15 millones de toneladas.

De acuerdo con las consultas de LA NACION en el Ministerio de Agricultura y la Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario (Oncca), en el Gobierno nadie tiene claro cómo y cuándo se va a instrumentar el plan. Curiosamente, el beneficio es promocionado con lujo de detalles en la página web de la Oncca, en la sección Granos.

Según se explica allí, por cada millón de toneladas extra de producción, el Gobierno tiene que hacer un descuento en impuesto a las ganancias o monotributo equivalente a una reducción porcentual en los derechos de exportación (retenciones) del maíz que va variando de acuerdo con la escala de cada productor.

Así, para un escenario como el actual en el que se estima un aumento de la producción de cinco millones de toneladas, el Gobierno debe otorgar créditos fiscales equivalentes a una baja de retenciones que oscila entre el 8,3 y el 3%, dependiendo de la escala del productor. Si la producción aumentara más de 10 millones de toneladas, para los productores de menos de 2000 toneladas el crédito fiscal equivaldría a la eliminación de las retenciones.

En las entidades agropecuarias afirmaron no saber con certeza si el Maíz Plus se va a cumplir. "Nosotros consultamos en persona y mediante una carta formal a la Oncca y no sabían nada del tema, pese a que en la página web del organismo el plan figura como vigente", explicó Santiago del Solar, presidente de la Asociación Maíz y Sorgo Argentino (Maizar). "De todos modos, sería más sencillo liberar las exportaciones o bajar las alícuotas a las retenciones. Pero, entre no tener ninguna medida y esto, nos quedamos con esto", acotó Martín Fraguío, director ejecutivo de Maizar.

Planteos en la Justicia

Pedro Apaolaza, presidente de la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap), cree que si el Gobierno cumple con el plan dará una buena señal a la producción. "Pero somos reacios a creer en este tipo de promesas del Gobierno", dijo.

Para el presidente de la Rural, Hugo Luis Biolcati, no sería extraño que el Gobierno olvidara las promesas del Maíz Plus, pero lo que es grave es que el programa está plasmado en una resolución oficial. "No es otro incumplimiento más y, como está en juego una baja de retenciones, vamos a hacer un planteo al Gobierno cuando se confirme el resultado de la cosecha. No descartaría tampoco hacer un planteo en la Justicia", explicó Biolcati.

Comentá la nota