Tasa de Seguridad Concejales pedirán una auditoría externa

Los concejales de los bloques Coalición Cívica, Reencuentro por Junín, FpV (PJ-Polo Social) y Partido Justicialista presentaron ayer ante el Concejo un proyecto de resolución para que se convoque a una auditoría externa de la Tasa Complementaria de Seguridad.
En los últimos días, ex integrantes de la Comisión de Seguimiento de la Tasa estuvieron al frente de denuncias públicas por una supuesta mala administración municipal y la falta de explicaciones oficiales acerca del misterioso descenso de los fondos de reserva, que pasaron de $ 700.000 en abril a $ 4.000 en octubre.

Las declaraciones públicas de Héctor Azil y Jorge Libonatti motivaron que los ediles desempolvaran un proyecto que Adrián Feldman ya había planeado en octubre, cuando se efectivizó la renuncia de Libonatti a la Comisión, tras fuertes acusaciones.

Por una "supuesta mala administración de los fondos de recaudación de la Tasa de Seguridad y a la falta de detalles en cuanto a la derivación de los trabajos solicitados" es que los ediles decidieron dar este paso.

Intentan que el cuerpo convoque al Consejo de Ciencias Económicas de Junín para que, en calidad de colaboración, "designe un contador matriculado a fin de que efectúe una pormenorizada auditoría externa en todo lo relacionado a la Tasa Complementaria de Seguridad".

Los detalles que esperan conocer tienen que ver, entre otros tópicos, con un análisis y detalle de ingresos, egresos, documentación respaldatoria, procesos de contratación, estado de deuda con proveedores, etc.

Además, proponen que "los honorarios y gastos de la auditoría en cuestión, sean cubiertos con partidas del presupuesto del Concejo".

Otro intento

A mediados de octubre, el portazo de Jorge Libonatti a la Comisión de Seguimiento de la Tasa de Seguridad había originado un pedido de auditoría externa por parte del concejal Adrián Feldman, aunque en ese momento no prosperó.

Ante las denuncias realizadas por el ex miembro de la Comisión, el edil había solicitado que se investigue la situación, a través de un organismo externo que no sea la UNNOBA -que está encabezada por funcionarios del gobierno municipal-, y que se excuse el presidente del Concejo, Pablo Petraglia, dado que el nombre de su padre está involucrado en el tema.

En ese momento, sobre la disminución de los fondos de $ 700.000 en abril a $ 4.000 en octubre, el concejal de Reencuentro con Junín dijo que "si había este superávit tan grande y ahora sólo quedan $ 4.000, a pesar que siguió ingresando dinero, nos estamos preguntando qué fideos se están cocinando en esas ollas".

"Creemos que es necesaria una auditoría totalmente externa al municipio, para determinar cómo se gastó ese dinero, si están los proveedores con los trabajos pagos al día. Además, siendo el municipio un cliente tan importante, los precios deberían ser mejores y no peores a los que se cobran a un vecino común para el arreglo de vehículos, por ejemplo", remarcó.

Comentá la nota