El tarifazo de Edenor también preocupa a los comerciantes.

El tarifazo de Edenor también preocupa a los comerciantes.
Las boletas con las subas comenzarán a llegarles en las próximas semanas. Temen que deban afrontar grandes costos. Evaluarán la posibilidad de instrumentar excepciones para el sector.
La preocupación por los aumentos en el consumo de la luz llegó al sector del comercio, uno de los que se nutre constantemente de electricidad para llevar adelante cada uno de los rubros.

Y por eso los comerciantes del centro de Pilar y de las distintas localidades del distrito ya comenzaron a temer que en las próximas semanas comiencen a recibir las boletas con el tarifazo.

En ese sentido, y visiblemente preocupado por el tema que también se extenderá al consumo de gas natural, el presidente de la Cámara de Comercio de Pilar (SCIPA), Daniel Castro, se reunió ayer por la noche con el Secretario de Gobierno de la comuna, Ricardo Male, con el objetivo de interiorizarse sobre la manera de amortiguar los aumentos.

“Tenemos que estar preparados para los aumentos que casi seguro van a llegar a los comercios”, declaró Castro antes de la reunión con Male.

Es que la preocupación del sector reside en que el escenario en el que ellos están inscriptos no es el mismo que el de los barrios de la periferia por lo cual no podrán acceder al sistema de excepciones que propone la distribuidora de energía EDENOR.

Es que con el sistema de excepciones, la firma estableció que los usuarios que no posean el servicio de gas natural o agua corriente podrían ser exceptuados del pago del aumento en la tarifa de la luz, situación a la que los comerciantes del centro no podrán acceder ya que en el casco de la ciudad sí existen esos dos servicios.

“Esperamos que los reclamos individuales de los comerciantes, en su conjunto logren hacer surgir nuevas situaciones de excepciones que por supuesto deberán ser evaluadas por el Ente Regulador de Energía, por ejemplo en el caso de las viviendas que a su vez tengan el medidor de la luz anexado al sector comercial y viceversa”, aseguró Castro.

Situación económica

Castro, además señaló que el problema de las subas en las tarifas de la luz se suman a otro que se está produciendo desde fines del año pasado: el de la desaceleración de la economía.

En ese sentido, el presidente de la entidad que nuclea a los comerciantes aseguró que los aumentos en los servicios no se condicen con la situación económica.

“En la actualidad estamos asistiendo a una llanura en materia económica que no se condice con las subas en los servicios y por eso vemos con preocupación el tema de los aumentos”, cerró Castro.

Comentá la nota