Los tamberos podrían avanzar sobre hacia los supermercados.

La próxima semana, después que se reúnan dirigentes de Meprolsafe y que el campo se reencuentre con el Gobierno, los autoconvocados de la región definirían una protesta frente a supermercados.

Una guardia mínima permanecía desde el jueves por la tarde frente a la planta ubicada sobre la ruta 70 en Bella Italia de Sucesores de Alfredo Williner. Los tamberos autoncovocados cumplieron con la protesta más larga que organizaron hasta el momento, que se prolongó desde las 8 del jueves hasta las 15 de ayer.

Por grupos y con un mismo objetivo, el buen tiempo acompañó la manifestación activa que venía varias semanas demorada.

Era viernes por la mañana y disfrutando del airecito que removían los autos y los camiones al costado de la ruta, unos 20 tamberos, entre señoras y señores, esperaban acompañados del mate que llegue el relevo de posición.

Ahí estaba Agustín Müller, el organizador del movimiento autoconvocado, que dialogó con LA OPINION antes de recordar con amigos y compañeros de "piquete" anécdotas de la constante lucha del tambero, incluso en las épocas que cada centro de productores debía constatar la calidad de sus productos con un medidor de la grasa.

Durante el día jueves "la empresa no pasó a retirar leche por algunos tambos, pero no porque no dejemos ingresarla, porque desde las 3 de la tarde en adelante se podía entrar leche, pero simplemente la gente de Williner no se comunicó con nosotros para saber de esto. Desde las 15 y hasta las 3 entraron todos los camiones que llegaron a la planta", explicó Müller en referencia a la metodología aplicada a la protesta que sólo por algunas horas demoró el registro de materia prima.

La única confusión de los dos días se dio en la tarde del jueves cuando un productor que participaba del bloqueo manifestó que iba a tener que tirar su leche, "pero fuimos a buscarle la leche y se la trajimos a la planta". A esto se añade la aclaración, "en ningún momento nosotros quisimos que los que entregan a Williner tengan que dejar de entregar, sino que fue una decisión de la empresa de no ir a buscársela".

Sin conflicto alguno generado a la vera de la ruta, con apoyo de quienes circulaban expresado en gestos y con bocinas, los autoconvocados consiguieron tildar como positiva la medida adoptada que también sirve como "una forma de presión para que también la empresa empiece a presionar al Gobierno", adelantándose así a gestiones de mejoras muy necesarias para toda la cadena láctea.

Con mínimo contacto con directivos de la firma, en cercanías de la localidad cordobesa de Morteros, también se bloqueó otra planta de la misma empresa; y durante el mismo tiempo de protesta.

PEDIDO INMINENTE

"Lo que estamos pidiendo es el subsidio de diez centavos por litro para todos los productores, no para una gama; y como mínimo 90 centavos por litro, con una banda de tres centavos más o menos, según el tipo de productor", de esta manera lo que Müller explica es que con esta suerte de peso por litro se podría "estar en el precio de costo de producción".

Entonces la semana entrante se continuará adelante con este reclamo intenso. "Todo lo resolvemos por asamblea, pero ya hay una idea de llegar a bloquear un supermercado". Según parece sería alguna sucursal de alguna cadena nacional que son las de mayor control y manejo de precios entre las industrias y el consumo. De esta forma los tamberos irían directo a la fase responsable del escape de los precios en los lácteos, que hacen que un queso que se vende en las fábricas a 12 pesos, llegue a las góndolas entre 25 y 30, etapa que jamás controló la Nación a pesar de que debería ser tarea de Moreno.

Todas las definiciones llegarán después del lunes, cuando se encuentre la comisión directiva de la Mesa de Productores de Leche de Santa Fe con algunos socios invitados especialmente e incluso luego del martes cuando la Comisión de Enlace vuelva a sentarse a negociar con el Gobierno Nacional.

Que se endurece la protesta, ya no hay dudas.

Comentá la nota