Taller de Economía Social

Taller de Economía Social
Desarrollo Social de Nación concretó una nueva entrega de herramientas y elementos para la concreción de emprendimientos laborales, al cierre del Taller de Economía Social que se realizó en instalaciones de la Sociedad Italiana.
En Taller se realizó con el fin de asesorar y capacitar a quienes recibieron el aporte, para que puedan sacar el máximo provecho de su nueva fuente de trabajo.

El respaldo a esta clase de emprendimientos será constante, e incluye desde la preparación de las pequeñas empresas hasta la enseñanza de métodos de comercialización, pasando por la ayuda para resolver cuestiones contables, impositivas, asociaciones y de eventual empleo de personal.

Participaron del acto la Vicegobenadora Lucía Corpacci; el ministro de Desarrollo Social de Catamarca, José Vega; el delegado del Centro de Referencia de Desarrollo Social de la Nación en la provincia, Gustavo Ferreira; la directora nacional de Apoyo Logístico, Matilde Massa y la referente del Registro de Efectores, Karina Cameleón, entre otras autoridades.

Corpacci agradeció la presencia del ministro Vega y ratificó su voluntad de "trabajar juntos por la gente", y puso como ejemplo que "muy próximamente el Ministerio de Desarrollo Social de la Nación va a hacer un desembolso muy importante, de alrededor de 1.500.000 pesos, para una cooperativa textil catamarqueña que reúne a 40 mujeres. Les facilitarán todas las máquinarias y todos los elementos necesarios para que puedan trabajar, mientras que el Estado provincial se comprometió a cederles un espacio físico, un galpón acondicionado para que puedan desarrollar su actividad. Por eso digo que cuando se trata de ayudar a la gente podemos y debemos trabajar juntos".

La Vicegobernadora aseguró que tiene "un amor especial por Desarrollo Social y una admiración profunda por la ministra Alicia Kirchner", por la humanidad y el compromiso con que lleva adelante su tarea.

Mencionó especialmente la decisión de brindar apoyo económico a las madres sin exigir contraprestación, y exigiendo a cambio que las mujeres cumplan con enviar a sus niños a la escuela y llevarlos regularmente al médico.

La doctora Corpacci, quien coordina los operativos que desde el año pasado realizan en forma conjunta ANSES, PAMI y Desarrollo Social, valoró la realización del taller porque significa que "quienes reciben las herramientas tienen un acompañamiento".

Corpacci, quien anteriormente estuvo a cargo de Desarrollo Social de la Nación en Catamarca, recordó que "muchas veces veíamos gente que recibía las herramientas pero no tenía formación sobre la parte impositiva, sobre las compras de insumos, sobre la comercialización; y había gente que comenzaba el emprendimiento pero luego de uno o dos meses no podía seguir, ya que no es fácil lograr que estas pequeñas empresas y proyectos prosperen".

"Para eso se creó el Registro de Efectores, que es un programa nacional que trabaja para sostener y apuntalar al pequeño emprendedor", indicó Corpacci, quien explicó que el efector social, en condiciones de inscribirse en el Registro, es aquella persona que está realizando una única actividad productiva y ve dificultada su inserción en la economía por estar en una situación de vulnerabilidad social.

El Registro fue creado para facilitar al efector social el desarrollo de su actividad económica y el incremento de sus ingresos, a partir de la posibilidad de facturar y de ese modo incorporar nuevos compradores o clientes.

La actividad económica debe ser sustentable, es decir que debe contar con la posibilidad de desarrollarse en un lapso de tiempo prolongado, para lo cual el inscripto debe poseer un cúmulo de capacidades, experiencia en la actividad y conocimiento del mercado en el que el proyecto laboral se llevará a cabo.

Asimismo, debe tratarse de una actividad económica genuina y enmarcada en el Desarrollo Local y la Economía Social, respondiendo al perfil productivo de su región. Para ello, se evaluará el entorno barrial y comunitario donde se realizará la actividad, la provisión de insumos de la región, la potencial generación de empleo, la vinculación con redes comunitarias, la motivación de la inscripción, etc.

Este Registro fortalece los proyectos en marcha e impulsa la creación de nuevas iniciativas, recuperando las capacidades y valores que identifican a los emprendedores, permitiéndoles participar en la economía en igualdad de condiciones y así promover la inclusión social.

La noción de vulnerabilidad social identifica a grupos sociales, hogares e individuos que por su menor disponibilidad de activos materiales (ingresos, vivienda) y no materiales (protección social: salud, educación y seguridad social), quedan expuestos a sufrir alteraciones bruscas y significativas en sus niveles de vida, especialmente ante cambios en la situación laboral de sus miembros activos.

Quienes se integran a este plan obtienen beneficios que abarcan desde la posibilidad de emitir factura oficial hasta acceder a una obra social de libre elección, con idénticas prestaciones que reciben los monotributistas generales y también se le computan aportes al sistema jubilatorio.

En el mismo sentido, la Vicegobernación de Catamarca implementó el año pasado el programa de Fortalecimiento e Incubación de Microemprenmdimientos, para promover la generación de recursos genuinos en familias de escasos recursos.

Comentá la nota