Suspenden el paro previsto para el lunes

Hoy comienza el pago de los 510 pesos no remunerativos que venía reclamando el gremio, por lo que quedaron sin efecto las amenazas de paro previstas para el próximo lunes. No obstante, continuarían las conversaciones para analizar los demás pedidos que vienen realizando a las patronales.
Tras acordar con lo empresarios el pago del diferencial de 510 pesos, representantes de la Federación de Empresarios de Transporte de Corrientes anunciaron el levantamiento de las medidas de fuerza impulsadas por la UTA para el próximo lunes.

Cabe señalar que se trataba de una bonificación avalada por el gobierno nacional en el mes de diciembre y que la empresa correntina Ersa nunca pagó por carecer de los fondos necesarios y que ahora, luego de arduas jornadas de discusión, los empresarios se comprometieron a depositar a partir de hoy.

Según trascendió, las negociaciones, inicialmente, se dieron entre el sector empresarial y los empleados de transporte, obviando la participación del gremio que mantuvo una postura intransigente durante todos los encuentros anteriores. De todas maneras, ayer fueron convocados los representantes de UTA a la reunión que se realizó en la Subsecretaría de Trabajo donde se firmó el acuerdo formal que pondrá fin, por el momento, al conflicto.

RICARDO HARVEY. "La UTA no negocia, va directamente al choque".

Por otra parte, la restricción que impusieron los empresarios ante la tentativa de los choferes de utilizar las unidades para realizar el corte del puente Belgrano, fue otro de los motivos que habría "suavizado" la situación.

Ricardo Harvey, titular de la Fetac explicó ayer en conversación radial que "nos reunimos con los delegados de las empresas para superar las dificultades, y por suerte primó la cordura llegando a un acuerdo que evita un paro innecesario". Asimismo, remarcó que cada vez que hay un espacio de discusión con los sindicalistas, surge la problemática por la que se encuentra atravesando el transporte público en Corrientes. "Reiterar la situación comprometida de las empresas ya no es novedad. Lo que queremos es tener los elementos necesarios para mantener el sistema de la mejor manera posible, como viene dándose", sostuvo.

No obstante, desde la UTA advirtieron que las negociaciones continuarán hasta tanto no se regularice totalmente la situación de los empleados del volante de Corrientes y los empresarios atiendan a todos los pedidos que viene realizando el sector hace varios meses.

OSCURO PANORAMA

Por su parte, Ricardo Harvey aseguró que "el panorama es cada vez más oscuro, ya que la UTA siempre toma posición de guerra, no negocia sino que va al choque, encima éste es un año electoral, y eso implica políticas populistas, así que la situación del empresariado no puede ser sino complicada, lo que, sin lugar a dudas, va a repercutir en la calidad del servicio", respondió el titular de la Fetac, preocupado por la situación a mediano plazo del transporte urbano que, de no llegarse a acuerdos racionales con la cartera nacional y el gremio local, podría quebrar por falta de rentabilidad, por lo que el aumento de las tarifas se presenta como única alternativa para salvaguardar el sector. "Hay que equiparar las tarifas a las que se manejan en todo el resto del país, de acuerdo al costo de vida vigente en la actualidad", remarcó Harvey.

Comentá la nota