Suspenden la atención en el Centro de Salud de Pepsi por inundación cloacal

Dos días sin atención (lunes y martes) por el colapso de la red cloacal que afectó medicamentos y mobiliarios. Impregnado olor en el interior del lugar.
Dos días para dar soluciones

Hasta ayer a las 11 de la mañana, no había llegado ningún obrero de la Municipalidad de Florencio Varela al centro de Salud Presidente Perón, ubicado en el barrio homónimo pero más conocido como Barrio Pepsi.

Todo comenzó el fin de semana cuando el Centro de Salud Presidente Perón está cerrado. Dicen que no es la primera vez que pasa. La última fue hace un año y medio. Medidas para evitar las "inundaciones", no se conocen. Lo concreto es el único inodoro del lugar comenzó a "erupcionar" como un volcán. Claro que a diferencia de lava (roca derretida) del agujero blanco emergían residuos cloacales. El agua inundó rápidamente las instalaciones. Cajas con medicamentos que estaban en el suelo, por ausencia de mobiliarios (ausencia de mobiliarios, se dijo) se impregnaron del pestilente fluido. El "volcán" estuvo en ebullición durante no más de una hora. Tiempo suficiente como para arruinar todo.

El lunes a la mañana, al abrir las puertas, los empleados se tomaron la cabeza y con sus manos taparon sus narices. Dieron aviso a las autoridades y recién ayer martes (con la atención también suspendida) dos jóvenes de una cooperativa contratada (¿no hay empleados municipales?) llegaron con secadores para desalojar los fluidos.

"Nos avisaron ayer a la tarde (por el lunes) que teníamos que venir hoy" dijeron a este diario.

En el barrio algunas voces preguntaron por el nuevo edificio que se iba a construir hace no mas de 5 años. Para que se vaya el olor, se dijo que pasarán algunos dias. Necesitan otra inundación pero de desodorantes.

Comentá la nota