El suministro de agua de red se resiente en algunos barrios

Este fin de semana el Conurbano Sur sufrió un corte del servicio de 12 horas, debido a que la empresa AySA estuvo realizando obras para mejorar la provisión. Esto es porque hay barrios que tienen muy baja presión del fluido. Al mismo tiempo, pidieron a los quilmeños, un uso racional del agua.
Refrescarse a cualquier costo: ése parece ser el objetivo ineludible de la mayor parte de la población, frente a las abrumadoras temperaturas de las últimas semanas. Se toma más agua, se cargan más las piletas, y se toman más duchas, pero también hay quienes riegan más las plantas.

Sea cuál sea el destino que cada uno le da al agua, lo cierto es que de la mano del calor agobiante, el preciado líquido escasea.

Son varios los barrios del distrito donde la presión con que el agua sale de las cañerías es muy baja, y esto se percibe aún mucho más en horario diurno, mientras que por la noche, y aunque las temperaturas no desciendan demasiado, la situación se revierte.

En ese marco, entre la medianoche del sábado último y el mediodía de ayer, domingo, hubo un corte casi total del servicio en todo el Conurbano: Quilmes, Avellaneda, Almirante Brown, Lanús, Esteban Echeverría. El motivo: realizar obras en la Planta Potabilizadora de Bernal, tendientes a mejorar la cantidad de agua suministrada.

Comentá la nota