Sugestiva reunión de dos horas entre Cobos y Solá

Voceros de ambos niegan un acuerdo electoral y dicen que sólo hablaron de la situación actual
En la más absoluta reserva, el vicepresidente de la Nación, Julio Cobos, y el diputado del PJ disidente Felipe Solá (Buenos Aires) se reunieron ayer durante más de dos horas. Este sugestivo encuentro se produce en medio de la vorágine política que provocó el adelantamiento de las elecciones al 28 de junio que propuso el Gobierno, aunque fuentes allegadas a ambos le restaron toda implicancia electoral a la reunión.

"Conversaron sobre la situación actual del país, los efectos de la crisis que ya empezaron a hacerse sentir en el interior y el impacto político que genera el anticipo de las elecciones", se limitaron a indicar los voceros de Cobos a LA NACION.

Tanto Solá como el vicepresidente rechazaron públicamente la propuesta del Gobierno de adelantar los comicios legislativos, actualmente en debate en el Congreso. Si bien ambos pertenecen a dos espacios políticos diferentes, han mantenido conversaciones esporádicas desde que decidieron pegar el portazo y abandonar el oficialismo, el año pasado.

"El rechazo a la resolución 125 (sobre retenciones móviles al agro, dispuesto el año pasado) fue su primer punto de contacto. Desde entonces mantienen una buena relación", aseguran las fuentes.

Estrategia

Una vez que abandonó el oficialismo, Solá se abocó a reclutar dirigentes que, como él, se desencantaron del kirchnerismo; desde entonces se convirtió en blanco del odio del Gobierno. Su siguiente paso fue conformar un espacio electoral con otro peronista disidente, Francisco De Narváez, y el líder de Pro y jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri.

La ambición de Solá es liderar la nómina de candidatos a diputados nacionales por Buenos Aires, al igual que De Narváez. Si bien la competencia entre ambos por este puesto generó fuertes turbulencias internas, el frente se mantiene unido. "Y se mantendrá así, porque es la única forma de vencer al kirchnerismo", insistieron ayer allegados a Solá.

En tanto, se confirmó que la semana próxima se resolverá este asunto pendiente de las candidaturas. Una de las variables posibles es que quien lidere la nómina ceda más lugares en las listas de diputados nacionales, provinciales y comunales.

Las encuestas de opinión favorecen a De Narváez y un sector del macrismo se inclina por él; sin embargo, Solá aporta un "voto doble", pues le sustrae voluntades al kirchnerismo para incorporarlo al espacio opositor. Por eso su papel será relevante en el diseño final del armado. De esto se conversó en una reunión que los tres socios compartieron el martes por la noche.

Por su parte, el vicepresidente Cobos avanzó en los últimos días en su alianza con el radicalismo y la Coalición Cívica; de hecho, anteayer se reunieron en La Plata, por primera vez, aproximadamente 30 intendentes bonaerenses que representan a las tres fuerzas, en una clara señal de trabajar juntos con miras a las próximas elecciones legislativas.

Estuvieron el presidente la UCR bonaerense, Daniel Salvador; el intendente de Junín (cobista), Mario Meoni; el presidente del Foro de Intendentes Radicales, Daniel Molina; el intendente de Azul, Omar Duclós, y legisladores, entre ellos Abel Buil (CC) y Ricardo Jano (UCR). La figura que los aglutina es Margarita Stolbizer, líder del GEN y candidata a diputada nacional por la Coalición Cívica.

Por el momento, ambos frentes -el PJ disidente aliado con Pro y la alianza entre la UCR, la CC y el cobismo- marchan por caminos separados. Sin embargo, no escasean los contactos entre ellos, máxime desde que el ex presidente Néstor Kirchner, actual líder del PJ y casi seguro primer candidato a diputado nacional por Buenos Aires, decidió convertir las elecciones legislativas en un virtual plebiscito de la gestión presidencial de Cristina Kirchner, a todo o nada.

"Por ahora son sólo contactos, tanteos previos. Cada fuerza tiene que resolver primero sus problemas internos; no hay que olvidar que el adelantamiento de las elecciones descolocó a todos", indicó un dirigente peronista a LA NACION.

Comentá la nota