El sueño de la casa propia se hizo realidad

En el acto de entrega de las viviendas sorteadas por el IPV, el Estadio Aldo Cantoni se colmó de caras sonrientes y felices. Miles de sanjuaninos recibieron con emoción este regalo que llega para el nuevo año. Historias de alegría y esperanza.

Felicidad y ansiedad fueron las sensaciones que primaron en las más de 2.000 familias que ayer concurrieron al estadio para cumplir el sueño de la casa propia. Algunos llevaban más años inscriptos en el Instituto Provincial de la Vivienda, otros menos tiempo pero con más urgencia por tener un techo donde compartir su vida con sus seres queridos. Pero a todos los unía la alegría de saber que al 2010 lo recibirán con la esperanza y los sueños intactos de empezar una nueva vida.

El clima fue piadoso con los sueños y anhelos de las personas que desde las 15.00 se dieron cita en inmediaciones del Estadio Aldo Cantoni. Muchos llegaron con su botella de agua o gaseosa fresca para sofocar el calor y los nervios. De igual modo, al ingresar al estadio recibían como obsequio una botella de agua mineral. Lentamente se formaron largas colas en torno a los accesos divididos por los grupos y letras de apellidos. Rápidamente ingresaron cada una de las familias al interior del lugar, donde se escuchaba constantemente el resonar de los tambores y redoblantes de varios gremios instalados allí.

Papel picado y banderas argentinas inundaron las tribunas del estadio. Las lágrimas de alegría decoraron las caras de quienes recibían la documentación que los acreditaba como adjudicatarios de su casa propia. A continuación Diario El Zonda le muestra algunos de los beneficiarios que recibieron el mejor regalo en estas fiestas.

Comentá la nota