Sueldos en las AFJP que sólo sus dueños van a extrañar

Página/12 accedió a registros de las administradoras que revelan los suculentos ingresos de sus máximos directivos. El presidente de Consolidar cobró 2,1 millones de pesos en doce meses; el de Orígenes, 1,5 millón en un semestre. Los nombres, los salarios y los premios extra.
Mientras los afiliados a las AFJP vieron caer el monto de sus cuentas individuales durante los últimos meses, hecho que, de no mediar la reestatización del sistema previsional, los condenaba a una jubilación paupérrima, los principales ejecutivos de las administradores de fondos de pensión cobraron cifras fabulosas en concepto de sueldos, premios y bonificaciones. PáginaI12 tuvo acceso a los registros de las propias compañías que detallan los ingresos de esos ejecutivos. Carlos Horacio Peguet, el presidente de Consolidar AFJP, cobró en los últimos doce meses dos millones cien mil pesos; Eduardo Sánchez Wrighton, titular de AFJP Orígenes, recibió ingresos por un total de un millón y medio de pesos en el último semestre. Los salarios de los presidentes de las AFJP van de los 47.000 a 110.000 pesos; los de los gerentes, de 28.000 a los 70.000 pesos. A esos haberes se suman bonos extras por la rentabilidad de la compañía, que está asegurada aun cuando las inversiones que realizan generan enormes pérdidas a sus afiliados. Estos fabulosos salarios se pagan con las elevadas comisiones que las AFJP cobran por administrar el dinero previsional de los trabajadores.

Consolidar, la compañía del banco español Bilbao Vizcaya Argentaria y su filial argentina, BBVA Banco Francés, es la AFJP líder, al administrar un stock de más de 17 mil millones de pesos. Además de Peguet, que ejerce la presidencia del directorio, Consolidar cuenta con cinco directores más, que ganan un poco menos que su jefe. También el gerente de inversiones tiene ingresos similares. El staff de ejecutivos de primera línea se completa con otros nueve gerentes, que ganan un promedio de 30.000 pesos por mes más premios y bonos por rentabilidad. En total, la primera línea de Consolidar recibe ingresos por casi 20 millones de pesos al año: dinero suficiente para pagar 30.500 jubilaciones mínimas.

Máxima, de la aseguradora norteamericana New York Life International y el HSBC Argentina, está quinta en el ranking de fondos, pero gasta casi lo mismo en los haberes de sus ejecutivos. Su vicepresidente primero, Andrés Germán Hammar Aldatz, cobra un sueldo de 71.000 pesos mensuales y este año recibió un bono por 350.000 pesos y otro por 290.000. En los últimos doce meses ganó un millón quinientos ochenta mil pesos. El ejecutivo no trabaja tiempo completo en la AFJP. También cobra haberes por su puesto de director en HSBC LA y en HSBC New.

Entre las diez AFJP que operan en el mercado suman 150 ejecutivos de primer nivel y gastan en sus remuneraciones cerca de 200 millones de pesos por año, cifra con la que se podrían pagar 305.000 jubilaciones. El vocero de una de las compañías líderes del mercado justificó las remuneraciones con el argumento de que “administran un capital de 90 mil millones de pesos”. En realidad, el 55 por ciento de esos fondos están invertidos en títulos públicos, que en su mayor parte se compran y se guardan hasta su vencimiento. Un 8 por ciento está depositado en plazo fijo, operación que puede realizar cualquier ciudadano, sin que se requieran conocimientos extraordinarios. Casi un 10 por ciento está invertido en fondos comunes de inversión, para que sean administrados por otros gerentes. El trabajo más complicado de los ejecutivos de las AFJP es administrar el 11 por ciento de los fondos que están invertidos en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires y el 5 por ciento que se opera en Wall Street.

Oscar Schmidt, presidente de Met Life, que pertenece a la multinacional de seguros del mismo nombre, cobra 89.330 pesos por mes de sueldo. A mitad de año, además, cobró un bono por un millón de pesos. En total, en los últimos doce meses Schmidt ganó dos millones doscientos mil pesos, una cifra equivalente a 3000 jubilaciones mínimas. Los directores de las administradoras cobran bonos que dependen de la rentabilidad que logra la AFJP. Los gerentes reciben, además, premios por cantidad de traspasos desde otras administradoras y por el aumento del stock que administran, cifra relacionada con el nivel de clientes que consiguen. Para lograrlo su principal estrategia es formar buenos equipos de promotores (ver aparte).

La rentabilidad promedio para el período anual finalizado el 30 de septiembre fue del -2,25 por ciento. En total llevan perdidos 8000 millones de pesos durante 2008, un 9 por ciento del total de los fondos. Ese capital, además, perdió aproximadamente un 20 por ciento contra la inflación. Es decir que los fondos deberían sumar 120 mil millones de pesos y sólo suman 90 mil. El 27 por ciento perdido se verá reflejado en las jubilaciones futuras. A pesar de haberles provocado semejante perjuicio a sus clientes, los ejecutivos de las AFJP siguieron cobrando sus fabulosos ingresos.

Junto con la mala administración de los fondos, las altísimas comisiones que cobran las compañías fue una de las principales razones que derivaron en que los jubilados de las AFJP terminaran cobrando mucho menos que los que se quedaron en el sistema de reparto. En los primeros años llegaron a quedarse con el 30 por ciento de los aportes. El 33 por ciento del costo total de una AFJP es el pago de haberes a sus principales ejecutivos. El segundo gasto es el de promoción, fundamentalmente el salario de los promotores.

Eduardo Sánchez Wrighton es el presidente de Orígenes, cuyos accionistas son ING Latin American Holdings B.V y ING Insurance International B.V. Su sueldo es de 111.000 pesos mensuales y en abril recibió un bono por 727.000 pesos. Sólo en los últimos seis meses cobró 1,5 millón de pesos. Jorge Saumell es el presidente de la AFJP Arauca Bit, cuyo principal accionista es OSDE. Saumell cobra un sueldo de 44 mil pesos y en los últimos doce meses, con bono incluido, ganó 750 mil pesos.

La cuarta AFJP del sistema, medida en fondos administrados, es la del Banco Nación, que maneja más de 14 mil millones de pesos. Su presidente, Matías Kulfas, renunció a su salario, aduciendo que ya cobraba un sueldo como director del Banco Nación. Los gerentes de la AFJP estatal cobran 14 mil pesos mensuales por todo concepto.

Los salarios de los gerentes del Anses, que administran los 20 mil millones de pesos de fondos del sistema de reparto y que pasarán a controlar la carta de activos que se transferirán de las administradoras al Estado luego de la aprobación de la ley en el Senado, son bastante más bajos que los de los ejecutivos de las AFJP. Se ubican entre 10.000 y 11.000 pesos mensuales.

Comentá la nota